Por Daniela Morano
21 marzo, 2017

La mitad fue hallada por un trabajador de un bar.

Geranti Jones, de 25 años, era un estudiante de historia y aspiraba a ser un diplomático antes de que una noche fuera empujado contra el bar de un pub. Días después, vestido de naranjo haciendo referencia al coronel Muamar el Gaddafi, el joven regresó al bar con la intención de vengarse.

WNS

La venganza que llevó a cabo dejó a Gwynant Jones sin la mitad de su oreja, ya que Jones se la habría sacado a mordiscos. La otra mitad fue hallada por un trabajador del local.

Sin embargo, no pudo ser cocida de vuelta al resto de la oreja.

WNS

La corte escuchó a Jones, quien sirvió en el ejército durante cuatro años, declararse culpable pero negó que haya sido intencional.

James Hartson, el abogado defensor, dijo que el sueño de su cliente de convertirse en diplomático fue “arruinado” y que su carrera como soldado también estaba hecha “añicos”, según reportó Metro.

“El defensor está realmente arrepentido. De hecho, está en shock de sus acciones. Incluso al ver la evidencia de su crimen, admitió que se sentía asqueado”.

El juez Walters dijo que inicialmente la cirugía para reconstruir la oreja de la víctima fue un fracaso.

WNS

“Estoy preparado para aceptar que el daño causado fue debido a que tú mismo mordiste su oreja y además porque otros al intentar alejarte, lo agravaron más. Pero la realidad es que, nada de eso ayuda a tu víctima”.

El juez dijo que consideró no enviar a Jones a prisión pero que tenía una obligación moral, y lo sentenció a 16 meses en la cárcel.

¿Qué piensas de este ataque?

Puede interesarte