Por Alejandro Basulto
23 agosto, 2021

El jubilado Alan Slattery, de 67 años, recibió una sentencia de seis años de cárcel luego de haber asaltado a tres bancos durante dos semanas, usando notas escritas para amenazar. Para mala suerte suya, su caligrafía no le ayudó.

Para el británico de tercera edad, Alan Slattery, de 67 años, su vejez no puede estar yendo de la peor manera. Ya que a sus casi siete décadas de vida, decidió delinquir y robar bancos, no teniendo además éxito en ello. Ya que este habitante de Stonehouse Drive, St Leonards, recibió una sentencia de seis años de presidio luego de comparecer en el Lewes Crown Court el viernes 16 de julio tras haber asaltado tres bancos, teniendo solamente éxito en uno. Durante dos semanas tuvo estos tres recintos como destino, pasando en uno de ellos un momento vergonzoso por su mala caligrafía.

Sussex Police

Debido a que en su primer intento en la Nationwide Building Society en Terminus Road, Eastbourne, a las 10.45 am del 18 de marzo de 2021, su robo se vio frustrado porque el cajero no pudo entregarle el dinero al no entender su letra en la nota en que lo amenazaba, no quedándole así más opción que irse de la sucursal con las manos vacías.

Su modus operandis justamente es la entrega de notas escritas para pedirle a los empleados que le pasen los billetes, sin embargo, con su caligrafía, este sistema no parecer ser muy exitoso o el más idóneo para él. 

Sussex Police

Posteriormente, tiempo después de retirarse de la Nationwide Building Society en Terminus Road, el personal de este banco logró entender la nota, la que decía: “Su pantalla no detendrá lo que tengo, solo entregue los de 10 y los de 20′. Piense en los otros clientes”. Para después, realizar el llamado a la Policía de Sussex, que asistió al lugar y se apoderó de la nota y de las imágenes de CCTV de la sucursal. Tras cierto tiempo, Alan Slattery asaltó otro banco en London Road, St. Leonards, pudiendo obtener más de 3.292 en libras esterlinas y efectivo luego de amenazar de la misma manera a la cajera.

En esa ocasión sí tuvo éxito, viendo después la policía en las grabaciones como se subió a un autobús tras su robo. Mientras que días después, acudió a otra sucursal, no yéndole bien luego de que el empleado se resistiera a su asaltado.

Sussex Police

Después los agentes lo intercedieron cerca de la última dirección conocida en la que fue visto, siendo arrestado. Alan Slattery se declaró culpable de tres delitos y recibió una sentencia de seis años. Cuatro de ellos de custodia y dos años de libertad vigilada. Esperándose, que haya aprendido que robar está mal y que además, no le va muy bien en ello.

Puede interesarte