Por Constanza Suárez
5 julio, 2020

Gregg Garfield logró vencer al virus después de pasar 64 días hospitalizado. “He sobrevivido a esto. Lo estoy haciendo fantástico. Sin embargo, ten cuidado con esto. Mis manos nunca serán las mismas”, dijo.

Un hombre de California, Estados Unidos, que pasó 64 días en el hospital luchando contra el COVID-19 está feliz de estar vivo, a pesar de que perdió la gran mayoría de sus dedos. 

Gregg Garfield, de 54 años, dijo que tenía un 1% de posibilidades de supervivencia. Pasó 31 días conectado a un ventilador. “Médicamente hablando, no debería estar aquí”, dijo a KTLA-TV.  “Mi sistema inmunológico me acaba de comer vivo”, sentenció ante KCBS-TV cuando le dieron el alta a principios de mayo.

CBSLA

Garfield contrajo la enfermedad junto con una docena de amigos en febrero, mientras realizaba un viaje de esquí a Italia justo antes de que la pandemia explotara en la zona. “Tres días después del viaje, algunas personas comenzaron a enfermarse. Al final del viaje, todos estaban enfermos. Ninguno de nosotros sabía que teníamos coronavirus”, dijo su compañero de viaje Brett Lightner a KABC-TV en mayo.

Garfield llegó al Centro Médico Providence St. Joseph unos días después de regresar a casa, fue ingresado y se convirtió en el “Paciente Cero”, dijo a KCBS. En 48 horas lo pusieron en un respirador, donde se quedó durante un mes.

Facebook Audrey Pine Wright

A Gregg le amputaron todos los dedos de la mano derecha y le quitaron la mayoría de los dedos de la mano izquierda. Su cirujano, el doctor David Kulber del Centro Médico Cedars Sinai en Los Ángeles, dijo que las amputaciones fueron el resultado de cómo el virus afecta el flujo sanguíneo de los pacientes. Garfield tendrá algunas cicatrices de por vida de la enfermedad, después de haber sufrido la amputación de los dedos en ambas manos, el único desafío que tiene físicamente, dijo.

“He sobrevivido a esto. Lo estoy haciendo fantástico. Sin embargo, ten cuidado con esto. Mis manos nunca serán las mismas. Ya no tengo dedos. Esto te puede pasar a ti”, dijo a KTLA

Facebook Gregg Garfield

A medida que surgen más síntomas y complicaciones de la infección por coronavirus, los problemas vasculares apuntan completamente hacia el efecto del virus en el interior de los vasos sanguíneos de las personas.

“COVID tiene efectos en el torrente sanguíneo endovascular, por lo que en realidad afecta el flujo sanguíneo. Es por eso que algunos jóvenes han tenido derrames cerebrales, y es por eso que la anticoagulación (poner a los pacientes en anticoagulantes) ahora ha sido una cura estándar para los pacientes con COVID”, dijo a KTLA el Dr. David Kulber del Centro Médico Cedars Sinai en Los Ángeles.

Puede interesarte