Por Alejandro Basulto
17 septiembre, 2019

Mientras que la actriz Felicity Huffman, le pagó a alguien para hacer trampa en el examen de ingreso a la universidad de su hija, y solo pasará 14 días presa.

La desigualdad es un tema palpable en Estados Unidos. Uno de los países más criticados por el trato privilegiado que le daría a los «blancos» frente a la población afrodescendiente, que normalmente, es la que recibe las peores discriminaciones y castigos en su contra. Y lo que le ocurrió a una ciudadana negra y sin hogar, que vive en una camioneta en Bridgeport, Connecticut, es realmente insólito, y a tal nivel, que motivó a muchas personas a movilizarse al respecto.

John Nickerson, ST

Debido a que esta madre sin hogar fue sentenciada a cinco años de prisión, tras que en el 2011 inscribiera a su hijo en una dirección que no era la suya. Debido a que Tanya McDowell, queriendo una mejor educación para su hijo Andrew, de en ese entonces 5 años, puso la dirección de una amiga para así poder escribir en un recinto educativo de la ciudad vecina, Norwalk. Ella turnándose para alojarse, entre su camioneta y diversos refugios, solo buscaba un destino mejor para su pequeño.

John Nickerson, ST

Pero no sucedió como ella esperaba. Debido a que a sus 34 años la descubrieron, y se le declaró culpable de  cargos como hurto en primer grado (un robo que involucraba bienes o servicios valorados en más de $20.000) y del intento de cometer un hurto de primer grado para inscribir ilegalmente a su hijo en una escuela en Norwalk a pesar de que ella no vivía ahí. Pero aún así, no se arrepintió y seguirá luchando por la educación de su hijo.

John Nickerson, ST

¿Quién hubiera pensado que querer una buena educación para mi hijo me pondría en esta situación? No me arrepiento de buscar una mejor educación para él.

declaró al dirigirse a la sala del tribunal, según consigna Connecticut Post.

BLOOMBERG

Un castigo claramente desproporcionado por sus acciones, y que generó más indignación tras que se marcaran las diferencias con el trato que recibió frente a la actriz Felicity Huffman. Una mujer blanca y rica, que según The Telegraph, recientemente solo recibió 14 días de prisión tras pagarle a alguien para hacer trampa en el examen de ingreso a la universidad de su hija. Desigualdades, que sin duda, duelen y enrabian.

 

Puede interesarte