Por Elena Cortés
4 abril, 2017

“Estos no son sólo documentos increíbles, son incomparables”.

El fotógrafo Henryk Ross documentó la vida dentro de un gueto en Polonia. El hombre judío trabajó muchos años para el Departamento de Estadísticas de la Administración Judía del gueto, fotografiando a los habitantes para las tarjetas de identificación, y también para las imágenes de propaganda que utilizarían los nazis. Pero, en su tiempo libre, él arriesgaba su vida para capturar la realidad de la vida cotidiana en el lugar. 

Henryk Rose

El gueto de Lodz, era, después del gueto de Varsovia, el más grande ocupado por nazis en Europa. Era una fuente muy importante del trabajo de esclavos durante la guerra. Y también fue uno de los principales punto de partida de la ruta a Chelmo, el primer campo de exterminio de los nazis. Desde que se creó en 1939 a 1944 alrededor de 204 mil judíos vivían ahí, pero solamente 877 permanecieron ocultos hasta que llegó la liberación soviética en 1945.

Henryk Rose

Antes de la liquidación del gueto de Lodz, Henryk Ross fue capaz de enterrar aproximadamente 6 mil negativos que había tomado con la esperanza de que algún día recuperaría su histórico secreto. 

Henryk Rose

El fotógrafo tuvo la suerte de exhumar las fotografías que luego serían rescatadas por el Museo de Bellas Artes de Boston y la Galería de Arte de Ontario. 

Henryk Rose

“Son algunas de las pruebas documentales más conmovedoras de la vida en los guetos. Cuando consideramos también el increíble peligro y el estrés de crearlos, el ya admirable sentido de composición y equilibrio de Ross pasa de heroico a milagroso. Estos no son sólo documentos increíbles, son incomparables”. 

-Director del Museo de Bellas Artes de Boston-

Henryk Rose

Las históricas fotos hoy son parte de la exposición “Memory Unearthed: The Lodz Ghetto, Photographs of Henryk Rose”.

Henryk Rose

Las fotos que tomó Henryk Ross reflejan la “idílica vida”que los alemanes querían mostrar del campo.

Henryk Rose

Pero, sobre todo la dura y difícil realidad de toda una población. 

Henryk Rose
Henryk Rose
Henryk Rose
Henryk Rose

Un gran, admirable y valorado “pedazo” de historia.

Puede interesarte