Por Josefina Pizarro
7 abril, 2017

«Recuerdo que él dijo ‘ustedes no entienden’ pero no pensé nada terrible en ese entonces».

La depresión es una enfermedad mental que, por desgracia, afecta a más y más personas en el mundo por diferentes razones. Es por eso que hay que tratar con mucho cuidado a los que la padecen y, sobre todo, con mucho amor. Hoy un caso remece y enluta a Inglaterra : Un joven de apenas 15 años se suicidó.

Un talentoso fotógrafo de 15 años se suicidó la noche en que sus padres confiscaron sus aparatos electrónicos para impedir que se acostara tarde, según informes.

Ceri Sheehan había argumentado que necesitaba mantener su iPad pero lo dejó antes de ir a la cama, algo que su padre Michael Sheehan dijo que era «completamente normal».

Pero el señor Sheehan encontró a su hijo muerto en su jardín al día siguiente después de recibir un mensaje de uno de sus amigos, que estaba preocupado por él.

INS

Ceri había hablado por teléfono y le había dicho a su amigo que «tenía algo que terminar» antes de salir al jardín, donde se ahorcó.

Sheehan dijo a la policía que no había notado nada inusual sobre el chico el 11 de junio del año pasado, el día antes de que encontró su cuerpo.

«Llevé a Ceri y a un amigo a una sesión de paintball en la tarde», dijo. «Cuando los recogí, ambos parecían de buen humor. Le pregunté a Ceri si quería salir a comer, pero me dijo que prefería quedarse. Pasó la mayor parte de la noche en su dormitorio».

Su padre confiscó todos sus aparatos electrónicos esa noche porque él y su madre, Rhian Roberts, coincidieron en que era un buen método para evitar que se acostara tarde.

«Ceri argumentó que necesitaba tener su iPad» dijo Sheehan.

«Recuerdo que él dijo ‘ustedes no entienden’ pero no pensé nada terrible en ese entonces».

Fue a su habitación la mañana siguiente y no lo encontró por ninguna parte. El joven le había dicho que saldría temprano y por eso no se preocupó tanto.

Pero entonces recibió un mensaje del amigo de Ceri, que le dijo que estaba preocupado por él.

«Empecé a buscarlo por la casa y noté que su cámara estaba en el suelo», dijo el padre, desconsolado, «fui afuera y vi a Ceri colgado… en la mitad del jardín».

La autopsia determinó que el joven murió por asfixia. Ceri había estad sufriendo de depresión y ya había intentado suicidarse una vez por sobredosis de pastillas hace dos años.

INS

Sus padres, en declaraciones, dijeron: «estamos devastados por la muerte de nuestro único hijo Ceri. Fue un acto impulsivo que estamos tratando de entender, pero nunca llegaremos a un acuerdo. Era un joven talentoso con un hermoso futuro por delante que no supo ver».

Recuerda, si tienes depresión o conoces a alguien que la tenga no actúes por impulso. Piensa las cosas, disfruta tu vida y, si necesitas ayuda, no dudes en hablar. Siempre habrá alguien dispuesto a escucharte.

¿Qué piensas de esta noticia?

Puede interesarte