Por Monserrat Fuentes
24 julio, 2017

Jonathan sufrió un accidente de carreta, después de eso quedó confinado a una silla de ruedas y daño cerebral. Su esposa siempre lo acompañó y apoyó en todo.

Esta es una de esas historias que nos parten el corazón y que nos hacen emocionar al mismo tiempo, es sorprendente lo que el amor puede lograr, sobre todo cuando es en el momento que más se necesita. Un joven matrimonio de Carolina del Norte, casi ve sus sueños totalmente truncados cuando Jonathan sufrió un accidente automovilístico que lo dejó con un grave daño cerebral.

La  vida del oficial de marina Jonathan Grant dio un vuelco en 360º cuando sufrió un accidente que le cambió la vida para siempre. Justo un mes antes de cumplir 5 años juntos, Jon tuvo que ser internado en el hospital.

Instagram

El hombre estuvo en coma varios meses, su esposa Laura estaba devastada, pero siempre tuvo la esperanza de que él despertaría.

Y así lo hizo, pero quedó con graves secuelas: sufrió daño cerebral y quedó confinada a una silla de ruedas.

Instagram

Comenzaron juntos un largo proceso de recuperación, Laura siempre lo estuvo apoyando para que lograra superar sus limitaciones, por eso fue muy emocionante para ambos cuando Jonathan pudo levantarse de su silla de ruedas y besarla.

No habíamos sido capaces de pararnos y abrazarnos desde antes del accidente, pero tan pronto como lo levantamos, comenzó a besar mi cuello, él me devolvió el beso, no te das cuenta de lo mucho que significa hasta que casi se te quita”.

Laura, Daily Mail.

Instagram

Durante una sesión de terapia con el kinesiólogo, el hombre de 36 se paró por primera vez ayudado por Laura y por unas barreras.

El enternecedor momento llegó cuando él se acerca a su esposa y la besa tiernamente, la muchacha lo abraza emocionada y Jon le roba un beso en el cuello.

Instagram

Todo quedó registrado en este video.

Puede interesarte