Por Lolita Cuevas-Avendaño
23 diciembre, 2016

Cuando la pareja tuvo hijos biológicos decidieron que no lo querían más.

Dmitri Stewart al fin había conseguido que una familia lo adoptara. Era una pareja de Estados Unidos, Billy y Victoria, y no podía estar más feliz. sin embargo, cuando mamá y papá se enteraron que venía un hijo biológico en camino, cambiaron de opinión en cuanto a él.

Para Dmitri fue muy difícil crecer con ellos, ya que trataban mucho mejor a sus propios hijos.

Fuente

Le decían cosas tan desalmadas como: «Nos hubiera gustado nunca adoptarte». Dmitri era apenas un niño pero entendía cada palabra y le lastimaban. casi siempre estaba enojado por los malos tratos que recibía.

Fuente

Más tarde, la familia se mudó de Estados Unidos a Escocia y cuando Dmitri tenía 13 años de edad conoció por internet a Nicole Eason, una mujer que lo quería adoptar de forma no oficial.

Lo enviaron desde Europa de Vuelta a Estados Unidos. Viajó 3 mil millas y ningún trabajador social de Escocia fue notificado.

Fuente

Cuando Dmitri llegó a la casa de Nicole se dio cuenta de las precarias condiciones en las que vivía. Después supo que estaba buscando niños a través de Internet para adoptarlos ilegalmente ya que el suyo se lo habían quitado.

Nicole estaba vinculada a un pedófilo y no tenía permitido tener hijos bajo su cuidado.

A Dmitri no lo enviaron a la escuela e incluso Nicole le compraba cigarros. Hasta que un extraño se dio cuenta de su caso y dio aviso a las autoridades para asegurarle un seguro hogar de acogida.

Fuente

Dmitri ahora tiene 20 años y está compartiendo su historia para alertar a los padres adoptivos de que si desean trasladar a los niños a nuevas viviendas, deben hacerlo de manera segura y legal.

Esta es la historia de Dmitri y otros niños adoptados que han sufrido abusos.

¿Qué opinas acerca de la actitud que Billy y Victoria tuvieron con Dmitri?

Puede interesarte