Por Vicente Quijada
30 julio, 2018

El central colombiano, quien está ad portas de abandonar el club blaugrana, recordó una curiosa anécdota con sus compañeros. Y también los malos momentos que vivió en Barcelona.

Tal como una montaña rusa, el año de Yerry Mina ha sido de saltos y caídas. Con sólo 23 años, el defensa llegó al Barcelona en enero del 2018 y, a pesar de que prometía, nunca encontró espacio en la zaga ocupada por Piqué y Umtiti y tan sólo jugó 6 encuentros y entregó una asistencia.

Aún así, el cafetero, que podría partir antes de que se acabe el mercado, recuerda con cariño su paso por el Can Barça y hasta compartió una singular anécdota en la revista “Bocas”.

Reuters

“Cuando llegué, para generar buen ambiente, empecé a apostar con ellos -Messi, Suárez e Iniesta- quién pateaba mejor los tiros libres en el entrenamiento. Yo era por verlos. Cuando me di cuenta, todos los días me estaban quitando 50 euros”, relata el central quien, a diferencia de los mencionados, no se caracteriza por tener una buena pegada -pero ojo con el cabezazo-.

“Y yo: ‘¡Cómo, les estoy dando para el mercado a estos tíos!’ Pero la verdad es que esos monstruos la ponen donde quieren. Son estupendas personas y unos magos”, sentencia el colombiano, quien, más allá de sus historias en el entrenamiento, no tuvo un buen pasar con los culés. 

Miguel Ruíz

“Pensaba muchas cosas. Muchas cosas malas. Pensé que estaba acabado. Tan mal me veía que Paulinho y Coutinho me alentaban todo el tiempo y me decían: ‘Tranquilo, que todo va a estar bien'”, relata el zaguero, quien en 6 meses no logró adaptarse. “Yo entiendo que hay jugadores espectaculares, pero bueno, yo también quería tener un minuto. Pero no se dio. Y los pocos minutos que tuve, mal…”, se resigna.

“Sentí por momentos que todo se me venía abajo, sentí que nada me salía, ni dar un pase en el entrenamiento”, recuerda. Sin embargo, Mina tuvo su renacer con la selección, marcando 3 tantos -todos de cabeza- con Colombia en el Mundial y siendo de los más destacados de los cafeteros. Por ello, y debido a su corta edad, el defensa tiene un vasto futuro por delante, con Manchester United y Everton pujando por su fichaje. 

EFE

Allá, en Inglaterra, Yerry tendrá una nueva oportunidad. ¿Ahora apostará con Alexis?

Puede interesarte