Por Luis Lizama
30 septiembre, 2020

El pequeño Carver tiene 5 años y estaba devastado con los incendios, no sabía cómo ayudar, hasta que se le encendió la bombilla. “Aquí hay un amigo para ustedes, en caso de que se sientan solos. Con amor, Carver”, decía la nota con que envió a su muñeco preferido.

La sensibilidad que tienen muchos niños es enternecedora. No temen demostrar sus sentimientos y entregar una palabra de aliento a quienes están tristes. Son conscientes y perceptivos, por eso siempre buscan ayudar. Así ocurrió con un pequeño argentino del que contamos hace algunos días, que compró bizochos a los bomberos de Córdoba, gastando sus ahorros. Y ahora ocurre lo mismo con Carver, un solidario niño de 5 años.

Pensando en cómo ayudar, fue que decidió enviar su muñeco preferido: Un “Baby Yoda” del universo de Star Wars. El simpático obsequio ha recorrido varios lugares y entregado alegría a muchos voluntarios. Ha cumplido su objetivo: Dar felicidad. 

Facebook Baby Yoda Fights Fires

El bello gesto ocurrió en el Estado de Oregon, donde vive Carver junto a su familia. Todo comenzó con el niño enterándose de la terrible situación y comentándola con su abuela Sasha. Estaba triste, mas no resignado. Quería hacer algo, aportar y dar una mano. 

La abuela supo de una campaña de donación local para los héroes que combaten el fuego, le contó a Carver y surgió la magia.

Facebook Baby Yoda Fights Fires

Compraron todo tipo de alimentos y otros artículos para los bomberos, sin embargo, hubo algo que a Carver le llamó la atención: Un Baby Yoda que iluminaba y entregaba alegría a todo quien lo viera.

Es uno de sus personajes de ficción favoritos, que se popularizó en la serie The Mandalorian el 2019, del universo de Star Wars. Lo quería para él, pero reflexionó y llegó a la conclusión de que los voluntarios lo necesitarían mucho más que él.

Facebook Baby Yoda Fights Fires

Lo envió en un paquete junto a todas las donaciones y una nota dedicatoria. 

“Aquí hay un amigo para ustedes, en caso de que se sientan solos. Con amor, Carver”.

A los pocos días el muñeco ya tenía su propia cuenta de Facebook, haciéndose famoso por todas las fotografías que le tomaron junto a los voluntarios. Ahí estaba el pequeño, entregando amor y cumpliendo el objetivo de Carver. 

Facebook Baby Yoda Fights Fires

Sin dudas que fue una hermosa opción la que tomó este solidario niño, que lejos de guardarse el muñeco, lo envió para propagar amor. Los bomberos lo agradecieron profundamente, porque se trata de una pequeña alegría entre tanta oscuridad. 

La fuerza está con el pequeño Carver y también con el cuerpo de bomberos.

Puede interesarte