El menor de 13 años rayaba autos estacionados con una llave cerca de un parque. Cuando este hombre lo encaró, el niño se volvió desafiante y tuvo que tomar medidas drásticas.

Más de alguna vez hemos sido testigos de algún niño haciendo un escándalo tan grande, que incluso nos replanteamos la idea de alguna vez llegar a ser padres, o en caso de ya serlo, agradecer que no hayan salido con ese carácter explosivo que cuesta tanto controlar.

Por estos días, un hombre está deseando con todas sus fuerzas no haber estado presente cuando un menor cometía un delito a plena luz del día, pues por intervenir, no faltan aquellos que lo han llamado abusador.

Resulta que justo mientras daba un paseo por la calle, vio a un menor de unos 13 años rayando autos estacionados con una llave cerca de un parque. Como claramente era una actitud bastante incorrecta, el sujeto se acercó al niño para llamarle la atención y explicarle que no debía hacer eso.

Facebook @Anthony Dillon

Pero jamás imaginó que el menor reaccionaría con un ataque de ira y comenzaría a insultarlo.

Fue tanto el escándalo que ocasionó, que diversos testigos comenzaron a grabar la situación, que dejó en evidencia cómo el menor pasó de los gritos a los empujones y puñetazos, haciendo que el hombre perdiera la paciencia.

Facebook @Anthony Dillon

Fue tanto, que en un momento el hombre -que intentaba buscar a la madre del adolescente- lo empujó con fuerza para apartarlo y el niño cayó al suelo, azotando su cara con el pavimento. Tras caer, el menor se puso a llorar de inmediato y reaccionó con más gritos histéricos y otros insultos contra otros adultos presentes.

Facebook @Anthony Dillon

Tras viralizarse las imágenes, las redes sociales están divididas, pues, si bien algunos calificaron al niño de “sociópata” otros juzgaron al adulto por haber usado fuerza contra un menor aunque él haya justificado que fue para apartarlo luego de que el niño sufriera un ataque de ira.

Puede interesarte