Por Diego Cid
13 julio, 2017

“¿Por qué se les debería negar la posibilidad de encontrar el amor, felicidad, y contacto sexual humano?”

Para los padres, suele ser un real desafío criar un hijo que tiene autismo. El mundo y la sociedad en que vivimos aún no es inclusiva para todos y esto supone uno que otro problema para poder salir adelante cuando se tiene una discapacidad. Incluso cuando se tiene distinto color o religión a la que predomina en tu territorio ya es difícil tener éxito.

Es por eso que Kathy Lette temía por su hijo, Julius R0bertson, y por cómo podría desenvolverse en el mundo y ser independiente. Más aún, no sabía cómo podría conseguir una novia.

Es por eso que, a favor de querer aumentar su autoestima y confianza, Kathy pensó que sería buena idea conseguir una prostituta para que tuviera sexo con su hijo, luego de que le fuese sugerido por otras dos mujeres que también tienen hijos con autismo.

Mirrorpix
Rex

Fue así como Kathy, una reconocida autora en el Reino Unido, comenzó a elaborar la idea de llevar a su hijo a un burdel.

Aunque más tarde se inclinó por recoger alguna prostituta en la calle, con el fin de poder llegar a un acuerdo para que tenga relaciones con su hijo de ahora 26 años.

Rex
Rex

Recorrió las calles de Londres por la noche hasta dar con una prostituta. Fue entonces cuando comenzó a tomar el peso de la decisión que estaba tomando: ¿cómo explicarle lo que estaba sucediendo? ¿Acaso estaba cometiendo algún delito?

Se arrepintió, abandonó el lugar tan rápido como pudo y decidió que no volvería a darle vueltas a esa idea en su cabeza. Entonces, un suceso respaldó su nueva determinación.

“Un par de días después, leí que el padre de un adolescente con autismo fue arrestado al intentar recoger una prostituta para su solitario hijo, y me di cuenta de que esa pude ser yo”.

Kathy Lette.

GoffPhotos
Rex

Sin embargo, aún debe lidiar con el Asperger -una forma de autismo- que tiene su hijo, al que le cuesta establecer relaciones con la gente y, por lo mismo, ha tenido que vivir con rechazo y humillaciones por parte del sexo opuesto.

“Las chicas lo han llamado idiota e invitado a fiestas sólo para burlarse de él. Algunos podrían condenarme por haber pensado en contratar una prostituta, pero el rechazo constante y la soledad puede ser realmente doloroso para los padres y el hijo. ¿Por qué se les debería negar la posibilidad de encontrar el amor, felicidad, y contacto sexual humano?”.

Kathy Lette.

Rex
Rex

Desde eso han pasado cinco años, y para sorpresa de ella, su hijo logró dar vuelta su suerte y ha tenido una buena cantidad de novias.

Sea lo que sea que puedas opinar, este tipo de casos realmente abre la opción a debatir cómo la misma sexualidad es marginada debido a la falta de inclusión social.

Puede interesarte