Por Constanza Suárez
10 mayo, 2018

Se ganó todo tipo de insultos y burlas por pensar que los 7 dólares restantes eran su propina.

Ser repartidor de pizza no es fácil. A menudo reciben malos tratos por parte de los clientes y pagas injustas. Y eso bien lo sabe Jarrid Tansey, un repartidor de Palace Pizza en Massachusetts , quien vivió una terrible humillación, pero internet estuvo allí para salvarlo.

YouTube/WFHN FUN 107 FM

Unos trabajadores de una concesionaria de autos pidieron 42 dólares en pizza al local, cuando Jarrid llegó al lugar, le pagaron con 50 dólares.  En ese momento, supuso que el cambio correspondería a su propina -que eran solo 7 dólares- como es costumbre, así que se quedó con el dinero restante.

Sin embargo, cuando Jarrid regresó a Palace Pizza, su gerente le informó que uno de los empleados del concesionario había llamado para exigir que regresara a la empresa con su cambio, según informó CNN. Realmente insólito.

Jarrid regresó de inmediato, pero cuando llegó recibió un terrible y vergonzoso trato por parte de los rencorosos empleados.

LiveLeak

Una cámara de seguridad registró todo lo ocurrido y pronto se volvió viral, con televidentes de todo el mundo que condenaron a los hombres por la forma en que manejaron la situación.

“Simplemente no tiene sentido, por qué me entregarías una factura que me haría conducir aquí para devolvértelo de todos modos”, les dice. “No estoy enojado, solo tuve que malgastar mis recursos para volver aquí”, añadió el joven repartidor. Luego cuando se va, los trabajadores lo insultan y se ríen de él. Una actitud nefasta.

LiveLeak

De hecho, se puede ver a una empleada siguiéndole y tratando de intimidarlo diciendo :”¡Sal por la puerta antes de que ponga mi pie en tu trasero!”. La observación desagradable hace que sus compañeros de trabajo estallen en una risa cruel.

LiveLeak

Tras la publicación de la grabación, los espectadores no pudieron evitar compartir su indignación por el incidente. Miles de usuario inundaron su página de Facebook con comentarios, y usaron Twitter para atacar y también en su página de Yelp.

De hecho, muchos buscaron justicia para Jarrid. Una persona incluso inició una campaña en GoFundMe para recaudar dinero para el repartidor perjudicado.

Mira el video donde lo insultaron acá:

Puede interesarte