Por Alejandro Basulto
2 agosto, 2021

Con el objetivo de lograr el inédito triplete de oro en los 1.500, 5.000 y 10.000 metros en el atletismo, esta deportista de origen etíope, corría a buen ritmo, pero lamentablemente, tropezó en la competencia. Sin embargo, se repuso y se acercó a su segunda medalla dorada en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020.

La atleta neerlandesa de origen etíope, Sifan Hassan, llegó a los Juegos Olímpicos con un gran objetivo: lograr el un triplete inédito de preseas doradas en las carreras de 1.500, 5.000 y 10.000 metros. Con 28 años, sabía que estaba en la edad límite para rendir al mejor nivel y hacer realidad sus sueños. Por lo que siempre ha tenido muy claro que esta edición de los JJOO es la oportunidad que tiene para llevarse el oro y en más de una ocasión. Sin embargo, en la competencia de los 1.5oo metros, le ocurrió algo que casi le quita la gloria.

Reuters

Y es que poco después de partir la carrera, una competidora de Kenia se cayó, tropezando Sifan con ella. Lo que en un caso común y corriente, podría significar su derrota en la competición. Pero esta representante de los Países Bajos realmente está a otro nivel. Y es que si se propuso conquistar tres preseas doradas en estos JJOO, es por algo.

Reuters

Debido a que realizando una aceleración y corrida histórica, Sifan Hassan logró reponerse y salir finalmente primera en la carrera. Obtuvo la clasificación a las semifinales luego de pararse y llegar a la meta en 14 minutos y 36,79 segundos. En un día que hacía mucho calor y en el que además estuvo un tiempo en el suelo, ella hizo historia. 

Reuters

“No puedo creerlo. Fue terrible cuando tropecé (…) Cuando me caí y tuve que saltar, sentí que estaba usando tanta energía. No podía creer las sensaciones en mis piernas. Toda la energía parecía abandonarme (…) Estaba tan cansada. Sin café nunca sería campeona olímpica. ¡Necesitaba toda la cafeína!”

– dijo Sifan Hassan a BBC

Finalmente, el lunes, cuando conquistó el oro en los 500 metros, ganó y celebró como pocas veces se ha visto en esta edición japonesa de los juegos olímpicos. Mientras que después de ella, la dos veces campeona mundial Hellen Obiri, se llevó la plata en 14:38:36, y la etíope Gudaf Tsegay se llevó el bronce en 14:38:87. Ahora, Sifan tiene hasta el miércoles para recuperarse hasta su próxima carrera, en la que también espera ser la gran ganadora. 

Puede interesarte