Por Diego Aspillaga
6 febrero, 2020

Vio a una anciana en el departamento de enfrente y la saludó. Unas cinco horas más tarde, la vio en la misma posición y estuvo a punto de llamar a la policía. Menos mal no lo hizo, era sólo una figura de tamaño real de la reconocida actriz británica Judi Dench.

Todos tienen un truco para evitar que la gente note que no estamos en casa.

Pixabay

A algunas personas les gusta dejar luces encendidas para que la gente crea que la casa está habitada. Otros optan por encender el televisor o la radio para que se escuche ruido y los posibles ladrones no noten que la casa está vacía.

Otra técnica popularizada por el clásico navideño «Mi Pobre Angelito» consta de usar figuras de cartón de tamaño real de celebridades para poner en las ventanas tal y como si fueran espantapájaros, sólo que en vez de asustar a esas aves, asustaría a cualquiera que intente meterse en un hogar sin ser invitado.

Hughes Entertainment

Ahora, esta técnica tiene sus desventajas, como preocupar y asustar a los vecinos que ven el recorte y asumen que están viendo a una persona paralizada por horas en el mismo lugar.

Esto fue lo que le pasó a la cantante Amy Macdonald, quien estaba en el departamento de un amigo cuando notó que la anciana que vivía al frente del edificio estaba tomando un café y mirando por la ventana. 

Amy Macdonald

«No le dimos más vueltas, creímos que estaba disfrutando de la tarde», dijo la mujer en su cuenta de Twitter.

La situación cambió cuando se asomaron por la ventana unas horas más tarde y la anciana de al frente seguía mirando por la venta, en exactamente la misma posición.

La mujer y su amiga se preocuparon de inmediato. La vecina parecía muy vieja y quizás estaba en aprietos. ¿Habrá sufrido un infarto? ¿Estaba pidiendo ayuda? No tenían como saberlo pero no se iban a quedar de brazos cruzados.

Mientras ella cogía el teléfono para alertar al servicio de emergencias sobre la situación, el dueño del departamento decidió ver a ala mujer desde otro ángulo para comprender mejor a lo que se estaban enfrentando.

Amy Macdonald

Fue ahí cuando notó que la mujer que tanto lo había preocupado a él y a su amiga era sólo un recorte de tamaño real de la afamada actriz británica Judi Dench. «Con razón se veía tan familiar», dijeron entre carcajadas.

«A la persona del departamento de al frente, nos has dado la mejor risa que hemos tenido en mucho tiempo», escribió la cantante en sus redes sociales.

GTRES

Los seguidores de Macdonald reaccionaron con diversión ante la historia de la cantante y compartieron experiencias parecidas con recortes de cartón de personas y letreros de sus vecinos.

La próxima vez que vean a sus vecinos congelados por horas, comprueben que no sea un recorte de cartón y ahorren un viaje a la policía. 

Puede interesarte