Por Alejandro Basulto
4 noviembre, 2019

Reuniones más cortas y eficientes, menos gasto en electricidad y otros insumos, permitieron ahorrar importantes costos a la empresa.

En Japón la sede local Microsoft ha decidido escuchar unas de las recientes demandas ciudadanas a nivel global, que exige tener más tiempo libre y para su familia, probando con una semana laboral de cuatro días, con la finalidad de hacer más felices a sus trabajadores y por lo tanto mejorar su rendimiento, como también ahorrar costos y de esa manera mejor la productividad de la empresa. Y para sorpresa del algunos, el experimento tuvo resultados favorables, debido a que con la reducción de la jornada, la productividad de la empresa aumentó en aproximadamente un 40 por ciento.

Pixabay

Fue en agosto cuando Microsoft Japón decidió probar con esta nueva modalidad de trabajo con semanas laborales de cuatro días. De tal manera, que hubieran otros tres días para descansar. Este proyecto fue llamado «Work-Life Choice Challenge Summer 2019», en el que aproximadamente 2.300 trabajadores recibieron cinco viernes libres, sin esto afectar su salario o sus vacaciones anuales. Además de que según The Mainichi, esta sede japonesa de la empresa de Bill Gates, también planeó subsidiar las vacaciones de sus empleados y la educación superior de muchos de ellos.

Pixabay

«Trabaje poco tiempo, descanse bien y aprenda mucho. Es necesario tener un entorno que le permita sentir su propósito en la vida y tener un mayor impacto en el trabajo (…) Quiero que los empleados piensen y experimenten cómo pueden lograr los mismos resultados con un 20 por ciento menos de tiempo de trabajo»

– declaró al momento, Takuya Hirano, CEO de Microsoft Japón.

Nikkei xTECH fue la asociación que informó a través de SoraNews24, que la prueba de Microsoft resultó con un aumento del 39.9 por ciento en la productividad. Y esto lo atribuyó a factores como la jornada laboral reducida, que obligaba a los empleados a ser más económicos y eficientes, y claro, a también el hecho de que estén más descansadas y felices.

Microsoft

Finalmente, otros resultados de la prueba y que también explican el aumento de productividad, es el hecho de que los trabajadores tomaron un 25,4% menos de tiempo libre, que el gasto de electricidad disminuyó en un 23,1 por cierto y que se imprimieron un 58,7% menos de hojas, lo que además nos hablaría de que reducir la jornada no solo mejoraría la productividad, sino que también sería más ecológica.

 

 

 

Puede interesarte