Por Constanza Suárez
31 julio, 2018

Y habló la madre de la empleada involucrada, está realmente enojada.

La popularidad que ha alcanzado el video de la gran pelea que se formó en un McDonald’s de Las Vegas, logró que la historia detrás se volviera de interés mundial. Las protagonistas hablaron hace unos días, entregando detalles de lo ocurrido. También surgió otro video que da cuenta del origen de la paliza. Y ahora, se ha dado a conocer nueva información, además del testimonio de la madre de Erika Chavolla, la empleada del local de comida rápida.

Antes de conocer su opinión, es importante hacer un recuento de todos los hechos. La otra mujer involucrada en el video es Sabrinah Fontelar, la clienta que recibe fuertes golpes y que ahora enfrenta cargos de agresión y que ha declarado que no quiere comentar más sobre esto. Erika por su parte, mantuvo su trabajo, a pesar de que McDonald’s aseguró que “no aprueba el comportamiento” de este video.  También afirmó que: “Ni siquiera iba a golpearla”.

Ninguna de las dos chicas sufrió lesiones ni daños graves.

Facebook/Sabrinah Fontelar/Erika Chavolla

Una nueva grabación mostró cómo Sabrinah comenzó a insultar a Erika llamándola “perra” y diciéndole: “Es por eso que tu gordo trasero está detrás del maldito mostrador”, entre otros improperios. Luego le lanzó una patata frita que desencadenó los golpes.

Ahora, Ana Chavolla, madre de Erika habló con el portal británico Daily Mail, donde defendió a su hija. Confesó estar “muy enojada” y no se disculpa por la brutal respuesta de su hija a las provocaciones de Fontelar. “¿Qué se suponía que debía hacer? ¡¿Nada?!”, dijo.

Erika es mi hija. Por supuesto que estoy de su lado. Ella siempre ha tenido un problema con las personas que quieren pelear con ella por su tamaño, porque es grande”, siguió.

DailyMail

Según la madre de Las Vegas, “la cliente estaba buscando una pelea. Ella estaba presionando. Erika no la conoce, ella es solo una clienta que viene arrojando cosas. ¿Qué esperaba ella?”.

A pesar de su enojo con Sabrinah Fontelar, Ana apunta su ira hacia alguien más: la persona que grabó y publicó el video de la pelea en Internet, sin permiso de las protagonistas.

Instagram/@bxbyness

Por lo que planea iniciar acciones legales contra Marie Dayag, la testigo que filmó las imágenes. Quizás le cueste caro entrometerse en asuntos ajenos y la próxima vez,  piense dos veces antes de grabar.

Puede interesarte