Por Ghalia Naim
6 enero, 2017

“Esta situación fue muy extrema como para dejarla pasar, por eso la compartí”.

Es muy difícil deshacerse de los prejuicios que han rondado nuestro aprendizaje desde que somos niños, pero hay que intentarlo aunque sea un poco; disimular, al menos. La apariencia de una persona puede decir mucho de ella y podemos leer claramente el mensaje, pero nunca debemos dar por asumida nuestra percepción y mucho menos burlarnos.

Viola Mikhail es una mujer soltera de 38 que vive en Australia.

Toda su vida se ha preocupado por su apariencia y aunque admite lucir un poco “ruda” por sus músculos, se siente muy orgullosa de su físico.

Viola Mikhail

Nunca le había importado la opinión del resto, pero decidió compartir su historia con los medios de su país.

Viola Mikhail

Viola se contactó con un tipo llamado Joe por Tinder y en cuanto la vio, comenzaron sus insultos.

Viola Mikhail

Joe empezó a burlarse de ella. Le dijo que parecía un hombre y aunque Viola lo ignoró, él siguió con sus palabras subidas de tono.

Viola Mikhail

– Eres enorme, ¿eres un travesti? Tu cara parece muy masculina.

– Oh Dios, qué imbécil. Si mi cara luce como un hombre, ¿por qué te gusto? 

Viola Mikhail

Y seguía…

Viola Mikhail

-No me gustas, ¿de verdad no crees que te ves como un hombre?, ¿de verdad?

-Me buscaste por una razón, si crees que soy un hombre es porque le debes haber querido.

-¿Qué pasó con tus labios?

-No puedo ayudarte.

-¿Te atacó una colmena de abejas?, ¿por qué te haces eso? Es horrible.

-Te debe divertir hacer sentir mal a la gente. Sigue adelante, que tengas un buen día.

Viola Mikhail

La conversación siguió aunque ya era suficiente de insultos.

Finalmente, lo dejó hablando solo.

Viola Mikhail

Viola se sintió mal por lo ocurrido pero también lo creyó injusto. No debería ser problema de nadie si alguien no luce de la forma que esperabas, si es travesti o lo que sea. Los prejuicios y el irrespeto fueron demasiado lejos.

“Esta situación fue muy extrema como para dejarla pasar, por eso la compartí. Varias personas me han preguntado si soy una chica trans y les digo que nací mujer y soy una mujer como cualquier otra. Incluso, si de verdad fuera un transexual no hay ninguna razón para que se burlen de mí o digan algo”.

Viola Mikhail

“Algunos hombres cree que soy prostituta, me han preguntado cuánto cobro y es doloroso que la gente sea tan prejuiciosa. En Tinder he tenido conversaciones malas y buenas, pero no he encontrado a nadie. Ahora estoy sola por elección”.

Viola Mikhail

No soy amante del gimnasio ni de las cirugías plásticas pero esa es mi elección, tal como la de Viola. Mientras los gustos no le hagan daño a nadie, ¿por qué meternos en la vida de la gente?


¿Te ha pasado algo parecido?

Te puede interesar