Por Elena Cortés
2 agosto, 2017

«Tenía miedo».

La vida de Tabitha cambió por completo el día que fue a cabalgar con su mamá, Kim. Todo parecía ir de la mejor manera, la estaban pasando muy bien pero de repente, la mujer cayó brutalmente al piso. Cuando su madre se dio cuenta, ya estaba en el piso y le salía sangre por las orejas. Rápidamente fue llevada al hospital, donde le dieron la terrible noticia de que podría quedarse en coma y sin ningún tipo de recuperación.

Tabitha tenía el cerebro fracturado e inflamado. Quedó en coma, su esposo Jacob y sus cuatro hijos quedaron totalmente devastados y sin saber qué hacer. 

CNB

«Cuando no puedes hablarle, y ni se mueve, es el peor momento de tu vida», dijo Jacob a CBN.

El neurocirujano, Dr. Arub Jacob, quien fue el que trató a Tabitha desde el inicio, se dio cuenta que el cerebro de la mujer se estaba inflamando muy rápido y si no removían parte de su cerebro, podría morir. Gracias a Dios, ella sobrevivió a la cirugía, pero el doctor le advirtió a su familia que si despertaba podría quedar mentalmente inestable.

CNB

«Mi gran temor era que si podía despertar no nos llegaría a reconocer, ni a mí ni a mis hijos. No estaba preocupado que quedara en silla de ruedas o algo así, simplemente quería que estuviera aquí con nosotros». 

-Jacob a CNB-

De a pocos, Tabitha fue recuperándose hasta que por fin habló por primera vez en mucho tiempo.

CNB

Lo primero que le pidió a su esposo es que no dejara que los doctores siguieran haciéndole más pruebas ni nada, quería vivir tranquila. Conforme fueron pasando los días, recuperó hasta su sentido del humor.

Rápidamente reconoció a todos y los médicos dijeron que era un milagro.

CNB

Después de nueve días desde que despertó, Tabitha pudo regresar a casa y hasta montó caballo una vez más después del accidente.  

CNB

Hoy, Tabitha y su familia quieren disfrutar de cada día y apreciar la vida.

Puede interesarte