Por Diego Cid
5 mayo, 2017

Un verdadero misterio rodea a esta «reliquia».

Si hay un lugar en donde menos nos esperaríamos encontrar un artefacto histórico asiático debe ser en el lecho de un río en Gales, pero como la realidad siempre intenta desafiar la ficción es ahí mismo, en el Río Towy, donde un navegante descubrió una espada Kris del siglo XVIII. No te preocupes, porque ya hay gente investigando cómo fue posible que esto sucediera.

Media Wales
Media Wales

Si se trata de historias increíbles, dejemos de lado la espada Excálibur del Rey Arturo, pues hay una nueva arma que tiene a todos los británicos envueltos por su misterio.

Aunque no hay que arrancarla de una piedra para reclamar el legítimo derecho al trono, esta espada tiene su propia curiosidad: su origen es probablemente de Malasia y es por eso que no tiene ninguna lógica que esté ahí.

 

Media Wales

Andre Davies es un navegante coracle, un bote tradicional de Gales y los alrededores, de Carmarthen, un pueblo de la región.

Fue usando esta nave que, en su red de pescar, apareció esta espada típica de Asia.

«Salí una noche en mi coracle y la red se atoró, cuando la saqué estaba la espada ahí. Para ser honesto, fue una sorpresa, no es lo que usualmente uno suele pescar. Estaba justo en medio de dos puentes en el río donde suelen ir los pescadores. La llevé inmediatamente al museo porque creo que sería bueno que lo revisaran y averiguar más. Me encantaría saber cómo acabó en el Towy».

Andrew Davies, pescador y miembro de la Asociación de Coracle y Pescadores de Carmarthen.

 

Media Wales

Uno de los curadores en el museo de Carmarthenshire envío las fotografías de la espada, oxidada y corroída, al museo de Londres. No ha conseguido respuesta aún.

«No he recibido ninguna respuesta, pero la espada es de origen asiático, de Malasia. Primero pensé que pudo ser romana, pero tiene una historia aún más exótica de lo que imaginé. Es una Kris y parece haber estado más adornada. La manija es de madera y parece tener un ave hecha de hueso, también le queda algo de material de cobre».

Gavin Evans, curador del Museo de Carmarthenshire.

Media Wales

 

Media Wales

Es por eso que sospecha que el arma-reliquia debió estar debajo del lodo antes de ser capturada por la red y es la razón por la que no está aún más corroída. Ahora, al estar fuera del agua, empezará a deteriorarse aún más.

Las teorías que manejan es que pudo haber caído al mar cuando Carmarthen era un puerto bastante concurrido, o bien podría haber sido utilizada para un asesinato y fue arrojada al río hace muchos años. Sin embargo, les llama mucho la atención el pensar que un arma pudiese encontrar la forma de llegar desde Asia hasta uno de los rincones en Gales, Reino Unido.

Media Wales

A pesar de todo, la espada fue devuelta a Andrew Davies y su asociación.

Puede interesarte