Por Josefina Pizarro
22 septiembre, 2017

«Recuerdo haber pensado que era un nombre extraño, porque no hay ningún Gary que ellos conozcan. Es un nombre anticuado», dice la asustada madre.

Snapchat es una increíble y divertida aplicación para tomar fotografías con los más diversos filtros, desde el de perrito hasta coronitas con flores. Maravilloso. Ahora, todos sabemos que, a veces, las fotografías pueden captar cosas que el ojo desnudo a simple vista no ve, como, no sé, fantasmas. A esta madre le sucedió exactamente eso, y la verdad hasta yo quedé sorprendida porque aparece al lado (literalmente) de su hijo.

Una madre, completamente asustada, cree que ha capturado un fantasma en su cámara usando un filtro por primera vez en Reino Unido, en lo que parece un ojo desencarnado en un vídeo de su hijo pequeño.

PREMIUM PROD

¡Aterrador!

Donna Gill, de 35 años, estaba filmando a su hijo de tres años, Jacob, en un divertido vídeo en su casa cerca de Leeds, West York, cuando un visitante no deseado decidió hacer un cameo.

PREMIUM PROD

Mientras el vídeo muestra a Jacob como se ríe y hace… no sé si decirles aterradores, pero sí originales ruidos, un ojo con oídos y nariz aparece durante un segundo a su lado.

La extraña cara aparece alrededor de tres veces en total.

Y lo más preocupante, sin ninguna pregunta o seña, el pequeño Jacob se gira a su derecha donde la cara había estado como si sintiera una presencia.

Los filtros de Snapchat usan un buscador de caras para enocntrar ojos y características humanas y poner el filtro deseado. El problema es que no había nada parecido a una cara humana ahí.

La madre, que vive con su esposo y los gemelos Jacob y Charlie, dice que el espectro de las redes sociales puede ser un fantasma, que ha sido apodado «Gary» por los niños (sí, como si fuera un perrito).

La última aparición de «Gary» es sólo una de la una larga serie de extraños acontecimientos que han seguido a la familia desde que vivían en otra casa.

«Nos siguió de casa en casa. Todo comenzó cuando mi esposo y yo vivíamos en Selby hace cuatro años. Solíamos oír ruidos de golpes en la noche» cuenta la mujer.

«Me he despertado y he visto cosas, pero sabes que nunca si eso es verdadero o no, porque puedes tener alucinaciones, ¿cierto?».

PREMIUM PROD

Luego cuenta que Jacob (en el vídeo) no habla mucho, pero su hermano Charlie fue el que empezó a hablar de «Gary», fue él quien mencionó de pronto el nombre.

«Recuerdo haber pensado que ese es un nombre extraño, porque no hay ningún Gary que ellos conozcan. Es un nombre anticuado».

Ok, esto terminó siendo más aterrador de lo que había presupuestado.

«Cuando eran bebés, ambos miraban al techo y giraban su cabeza hacia la derecha al mismo tiempo, como si algo estuviera allí observándonos. Eso me asustaba mucho».

PREMIUM PROD

«La semana pasada estaba con mis hermanas e íbamos en auto cuando Charlie dijo que había un hombre en el auto. A mitad del camino seguía diciendo que había un hombre en el auto, y luego dijo: «se ha ido a las nubes ahora». Para un niño de tres años pensar eso, es un poco extraño».

Ahora, el filtro de Snapchat puede simplemente haber tenido un glitch, aunque tengo que admitir algo: a veces los niños son más aterradores que los fantasmas en sí.

Puede interesarte