Por Alvaro Valenzuela
16 abril, 2018

Su marido no fue un soldado cualquiera…

Peggy y Billie Harris llevaban seis semanas de casados en 1944 cuando él debió abandonar el hogar para ir a luchar en la Segunda Guerra Mundial. Se enroló en la fuerza aérea de Estados Unidos y después de esto nunca se vio o supo más de él. A Peggy le dijeron que había muerto pero nunca dónde, ni cómo ni dónde fue enterrado.

Peggy nunca se volvió a casar. Pasaron 60 años para que esta esposa desolada tuviera una respuesta: el avión de Billie fue derribado en el pueblo de Les Ventes y era considerado un héroe tras esquivar al pueblo con su avión estando muy malherido.

Al final ella descubrió que su marido estaba enterrado en el  cementerio americano de Normandía en Francia. Pero antes estuvo en el pueblo donde una calle tiene su nombre y cada año se le hace un homenaje. Peggy visita una vez al año Les Ventes y ahí conversa con la gente que la saluda en honor a su esposo. Además ahí encontró al único hombre que queda vivo que fue testigo de como el avión de Billie fue derribado.

Puede interesarte