Por Francesca Cassinelli
28 febrero, 2017

Hubo dos heridos producto del incidente.

¿Qué harías si estás en un evento con mucho público y escuchas un disparo? Supongo que la reacción de la mayoría de las personas sería agacharse, intentar ver qué está sucediendo exactamente y asegurarnos de que todo esté en calma antes de volver a nuestras actividades. El presidente francés, Francois Hollande, tuvo una reacción muy distinta.

El mandatario estaba haciendo un discurso durante la inauguración de una nueva conexión de alta velocidad entre París y Bordeaux cuando un fuerte ruido le interrumpió.

Se trataba del disparo de un arma de fuego: un soldado de protección de gendarmería tuvo un problema mecánico con su arma, que según The Guardian estaba defectuosa, y sin querer la disparó.

En el video se aprecia a Francois Hollande hablando de la nueva inauguración, hasta que el disparo le interrumpe y él reacciona con inesperada calma. 

A pesar de que el uniformado estaba en un techo a más de 100 metros del presidente, el disparo se escuchó bastante fuerte.

El uniformado se hirió a sí mismo y a un mesero que estaba en el evento, y ambos resultaron con lesiones en sus pies. El soldado fue trasladado al hospital de Girac, según consigna el Daily Mail, que agrega que ninguno tuvo heridas de gravedad.

¿Y qué fue lo que hizo Francois Holland? Pues tan solo interrumpió su discurso a través de una breve pausa… ¡y luego siguió hablando!

De acuerdo al Mirror, el presidente dijo: “Espero que no sea nada serio… creo que no lo es”, y continuó con sus palabras de inauguración.

¿Qué opinas de los nervios de acero del presidente francés?

Puede interesarte