Por Diego Cid
12 julio, 2017

Estaba realmente comprometido en disfrutar su cerveza de exportación al llegar a casa 🍺

Si eres de los que le gusta viajar, sabrás que todos los procesos que hay que seguir en el aeropuerto pueden ser realmente agotadores. Sí, son necesarios, pero si viajas seguido terminarás estableciendo una rutina para que no se termine volviendo una tortura difícil de llevar. Aunque claro, a veces lo que te pueden pedir los oficiales puede sentirse realmente ridículo.

Como la triste historia de este hombre, Dean, que fue separado de su gran amor: una lata de cerveza. Todo porque se tomó muy en serio lo de “empacar ligero” y sólo llevaba lo más importante, dicha lata que se robo todas las miradas.

Como no se le permitió llevarla en la mano en el aeropuerto de Melbourne, Australia, el sábado 8 de julio, tuvo que enviarla con el equipaje de carga en el vuelo QF777 de Qantas, con dirección a Perth.

Facebook/Dean

Sí, se fue con el equipaje de carga. COMO SI FUERA UNA MALETA. Lo mejor de todo es que en realidad eso fue lo que él siempre planeó.

Así que el personal del aeropuerto también decidió hacerlo con una sonrisa en el rostro, aunque a todos les costaba creer lo que veían. Una pequeña y aventurera lata de cerveza estaba a punto de experimentar su primer viaje a solas.

“Mi amigo trabaja en el aeropuerto y planeamos todo como una broma, pero nunca esperé que funcionara”.

Dean, en entrevista para UNILAD.

Facebook/Dean

Las cosas no terminaron ahí. Dean ya estaba listo para llenar un formulario de equipaje perdido cuando entonces, en un mágico momento, vio que la cerveza aparecía en la cinta transportadora, en perfectas condiciones.

“Cuando apareció, estaba bien destacada del resto de equipaje, así que claramente los que trabajan con las maletas apreciaron la broma”.

Dean.

Facebook/Dean

Realmente es una gran jugada de Dean. Sí, puedes comprar cerveza al aterrizar, pero no es lo mismo que llevar tu propia cerveza, aquella de la que te enamoraste al verla en el estante y la que decidiste sería tu compañera.

Bien hecho, Dean, disfruta esa Emu Export Lager.

Puede interesarte