Por Camilo Fernández
11 septiembre, 2018

En sus redes sociales se ve bastante más dulce.

“La Monja” ha cumplido a cabalidad con su función de hacer saltar al público de sus butacas del miedo,  pero no más que eso. En Rotten Tomates tiene una calificación de 26% y la describe como una película con “actuaciones sólidas, atmósferas espeluznantes y un par de piezas de escenografía decentes, pero peca de lógica inconsistente y laxitud narrativa“.

Pero de que asusta, lo hace. En eso todos coinciden.

Warner Bros.

Detrás del demonio de “La Monja” que ya conocimos en el saga de “El Conjuro” está la actriz Bonnie Aaarons, quien también ha participado de películas como “Mulholland Drive” (2001), “El diario de la princesa 2” (2004) y “El lado bueno de las cosas” (2012).

Con 39 años, ojos verdes y 1,72 metros de altura, la actriz se ha convertido en la pesadilla de muchos.

Instagram @bonnieaarons1

Obviamente como humana es mucho menos terrorífica que como demonio, pero su cara es bastante peculiar. Ella misma ha dicho que ni siquiera ocupa tanto maquillaje para hacer de la religiosa.

Instagram @bonnieaarons1

De hecho en su propio Instagram muestra como con un poco de pintura, inmediatamente su cara se transforma.

Instagram @bonnieaarons1

Su rostro afilado, largo y nariz tipo “bruja”, ha hecho que su carrera actoral se vuelque a este tipo de personajes y ella no tiene problemas con ello. Casi todas sus redes sociales son fotos de “La Monja”.