Por Lucas Rodríguez
13 octubre, 2021

Carla Ávila, actriz mexicana que vive en Corea del Sur, tuvo la suerte de ser elegida para aparecer en el séptimo episodio de la serie. Si te llamó la atención la chica con el “body paint” de leopardo, es porque era latina.

Nadie podría decir que tiene la clave para predecir cuál será el próximo estreno de éxito en Netflix. Antes eran series dramáticas lideradas por actores y actrices de bastante prestigio, luego series con actores de mediano calibre cazando monstruos.

@carlafer_avila

Hoy en día ya fue confirmado que el estreno original más exitoso de la historia de Netflix, fue nada menos que “El juego del calamar”, la llamativa serie de origen coreano que se situó en el puesto número de los más visto en todo el mundo.

@carlafer_avila

A pesar del elenco coreano, y que la serie fuera hablada en su totalidad en ese idioma, el público no tuvo problemas para engancharse con esta perturbadora historia de concursos y competencias que juegan con la vida humana. 

@carlafer_avila

Pero lo que todos pasamos por alto, fue que en medio del elenco había una actriz latina.

@carlafer_avila

Fue en el séptimo episodio de la serie en que figuró Carla Áviles, una chica de 28 años de origen mexicano. Su personaje fue pequeño, pero notorio: Carla era la mujer que aparecía con todo su cuerpo cubierto de pintura, para dar con un diseño de manchas similar al de un leopardo. Su debut en la serie fue parte de un momento en que aparecían varias personas con diseños similares, en un sillón de color morado. 

@carlafer_avila

En un post de Instagram, la actriz contó algunos de los detalles de su experiencia con la serie: 

“Para ser sincero, estuve a punto de no compartir mi aparición en la serie de Netflix ‘El juego del calamar’. Pero, algunos amigos me reconocieron y me enviaron un mensaje de texto al respecto. Así que, después de meditar un poco, decidí compartirlo. La razón por la que no quería compartirlo es porque me sentía un poco tímida ya que estoy completamente “expuesta” y porque tuve una mala experiencia con la agencia de casting que me contrató. En fin… Así que vamos a centrarnos en el lado bueno de esta experiencia”

–Carla Ávila en sus redes sociales

@carlafer_avila

A lo que se refiere Carla, es que dentro de la producción de la serie no se la trató con demasiada dedicación. Su pago se habría demorado de no ser por una adecuada negociación de sus agentes. Al mismo tiempo, su papel le requirió estar sentada durante cuatro horas recibiendo maquillaje. 

@carlafer_avila

La verdad es que historias así son parte de la experiencia de prácticamente todos los actores y actrices que comienzan en la industria. De lo que puede alegrarse Carla, es que ella ya pasó por ello. Ahora solo le queda seguir creciendo en su oficio.