Por Leonardo Granadillo
9 septiembre, 2020

“El director, me dijo: ‘Parece que estás un poco gordito, Henry’. No sabía cómo entrenar o hacer dieta”, confesó el actor que ha hecho de Geralt of Rivia, Superman y hasta Sherlock Holmes. Qué quedará para nosotros.

Quizá el hombre del momento a nivel mundial hoy en día es el actor británico Henry Cavill. Se dio a conocer como Superman, pero enamoró a sus fieles fanáticas con el papel de Geralt of Rivia en The Witcher de Netflix. Está siendo tan cotizado, que este mes de septiembre llegará nuevamente a la casa de la N para interpretar a Sherlock Holmes en la película Enola Holmes, con Millie Bobby Brown, la popular Eleven de Stranger Things.

Pero no siempre fue así. Durante una entrevista en 2019 a la revista Men’s Health, el actor confesó que cuando tenía 23 años hizo casting para participar en Casino Royale (2006), pero el director del filme Martin Campbell le dijo que por su peso, no era el adecuado para el papel.

INFPhotos

“Hubiera podido haberme preparado mejor. Recuerdo que Martin Campbell, el director, me dijo: ‘Parece que estás un poco gordito, Henry’. No sabía cómo entrenar o hacer dieta. Me alegro de que me lo haya dicho, me lo tomé muy bien y me ayudó a mejorar. No estuve precisamente encantado de no obtener el papel, pero estaba acostumbrado a estar decepcionado y no era nada nuevo para mí”

dijo Henry Cavill a Men’s Health

Y ese no fue el único rol para el cual no calificó. El británico también fue descartado para Crepúsculo, donde no convenció a la producción. Tiempo después, gracias a exigentes rutinas de ejercicio y múltiples dietas, pudo ganar el papel para El Hombre de Acero, un rol protagónico que le brindó muchas nuevas oportunidades.

Aunque nos parece bastante absurdo que lo rechazaran por unos kilos de más, nos quedamos con la forma de afrontar las cosas de Cavill. Tomó la crítica como algo constructivo, y terminó convirtiéndose en uno de los actores mejores pagados de la industria.

Instagram: @henrycavill

Si bien el aspecto de nuestro cuerpo es algo bien personal que nadie debe juzgar, nunca debemos dejar de aprender ni estar abiertos a consejos.