Meadow Walker tiene 21 años, y desde la muerte de su papá en 2013, el actor Vin Diesel se ha encargado de cuidarla, acompañarla y ser su figura paterna. Ella le agradece llamándolo “mi familia”.

Dicen que esos buenos amigos, siempre pasarán a ser parte de su familia, y de esa amistad si debería estar orgulloso Paul Walker porque dejó a su hija, Meadow Walker, en las manos de su gran amigo Vin Diesel. 

Desde la muerte del actor estrella de “Rápido y Furioso” en un accidente de auto en 2013, fue Vin Diesel quien se quedó con la tutoría legal de la única hija de Walker y la adoptó como parte de su familia.

Instagram @meadowwalker

Ahora Meadow, de 21 años y siendo una mujer realizada, le agradece cada vez que puede a Diesel por ese enorme amor que él, su esposa y sus hijas le han dado a lo largo de estos años. Tanto así, que los llama “su familia”. 

Getty Images

A través de su cuenta de Instagram —donde ya es toda una figura pública por su cuenta— la joven escribió “Familia”, junto a una imagen en la que aparece abrazada junto a Diesel y también está la hija de él, Hania.

No es la primera vez que la modelo sube una foto de este estilo. En junio de 2020, en plena primera ola de la pandemia por coronavirus, Meadow publicó un momento de intimidad junto a los tres hijos de Diesel: Hania, Vincent y Pauline. Allí la joven también les escribió “familia para siempre”.

Instagram @meadowwalker

Por su parte, Vin Diesel también le ha dedicado hermosas palabras a la que llama “su hija”: “Podría decir que estoy muy orgulloso de la persona en la que te estás convirtiendo, pero la verdad es que siempre estuve orgulloso de ti. ¡Feliz cumpleaños Meadow! Sé que querías hacer algo grande en Japón, pero la familia tiene una torta esperándote cuando llegues a tu casa, así que apúrate. Te amo, niña”. 

Actualmente, Meadow es toda una celebridad en redes sociales y también en el modelaje se destaca. En sus redes sociales, nos da vistazos sobre su vida, sus pasiones y también recuerda a Paul Walker, su padre, cada vez que puede. 

¿La lección? Los verdaderos amigos durarán por siempre y estarán en todo momento.