Por Ignacia Godoy
19 diciembre, 2017

¡Su cara!

Hay clásicos que son mundialmente conocidos para ver una Noche Buena. De hecho si nuestra velada no está llena de ellos sentimos que no estamos en Navidad. Y una de esas cintas TIENE que ser el Grinch. Ese ser verde que se enojaba por todo lo que tenía que ver con la celebración de Santa Claus y odiaba los regalos.

Universal Pictures

Bueno, además de que la historia es perfecta, hay otro momento y escena que son aún mejores: el bebé Grinch. Sí, porque cuando están mostrando la razón de por qué Grinch es así, muestran su pasado y su infancia es lo más tierno.

Universal Pictures

Esa cara de Baby Grinch horrible que es perfectamente prejuiciosa. 

Universal Pictures

Esa cara que bien podría juzgarte por haberte comida todos los postres de la cena de Navidad.

Universal Pictures

O que te miraría feo si es que espías tus regalos antes del intercambio, digo, antes de que llegue Santa.

Universal Pictures

O que perfectamente podría juzgarte por ese chaleco navideño que te tejió tu mamá…con tu cara de bebé y un reno.

Universal Pictures

Baby Grinch es todo lo que necesitábamos y más.