Por Luis Aranguren
11 febrero, 2020

Aunque se repitan es imposible dejar de ver cada capítulo, la eterna persecución del gato y el ratón que nunca termina.

Seguro en algún momento de tu vida has escuchado la frase: «Pelean como gatos y ratones», pues estos dibujos animados pueden ser la causa de aquello. Y es que Tom y Jerry han trascendido por generaciones, llevando más de 80 años de transmisión.

Aunque se trata de una trama un poco repetitiva siempre tenía sus particularidades, es la clásica historia de un gato persiguiendo a un ratón, pero este último es más inteligente.

MGM / Hanna and Barbera

Sería increíble saber que se crearon en un momento de desesperación, en ese momento Bill Hanna y Joe Barbera eran jóvenes dibujantes y necesitaban crear un éxito. Decidieron apostar por un concepto simple, pero que sin duda sería un éxito.

Un gato y un ratón ofrecen miles de posibilidades, cientos de conflictos y persecuciones eran visible en la mente de ambos así que solo les quedaba diseñarlos.

MGM / Hanna and Barbera

Fue así como llegaron a «El gato se ganó el zapato», el primer cortometraje que se lanzó en febrero de 1940. Desde ese día fue un éxito e inclusive estuvo nominado al Oscar como mejor corto animado aunque los animadores no recibieron el crédito.

Desde su lanzamiento sus jefes les decían que no apostaran mucho por esta nueva idea, sin embargo les cayó como un premio de lotería al ver que tenía tanto éxito.

MGM / Hanna and Barbera

Posteriormente llegaron cientos de cartas a MGM en los que pedían otras aventuras de este gato y ratón, así que el canal comenzó a trabajar en su realización. Según Barbera nunca se discutió si hablarían, venían de Chaplin y muchos amaban las peleas mudas.

Por suerte había un buen compositor, Scott Bradley resaltó la acción de la trama con su música y el grito de Tom era interpretado por Hanna.

MGM / Hanna and Barbera

Fue un éxito en la pantalla chica y grande, las películas de estos dos amigos son considerada «universalmente las mejores» según muchos críticos. Esto por la diversa y enriquecida animación dibujada a mano y otros factores que le hicieron merecedores de 7 premios Oscar en su historia.

No fue hasta 1950 cuando Tom y Jerry llegó a la televisión, esto debido a que USA pasaba por una crisis y la televisión iba en auge.

MGM / Hanna and Barbera

Descubrieron que a través de cortos capítulos podían llegar más al público de aquel entonces y además hacer mucho dinero. Era lo que necesitaban para aquel entonces, pues la crisis había provocado algunos recortes en el canal de televisión.

Estos dibujos animados han ido evolucionando con el tiempo, se han ido adaptando según las tecnologías.

MGM / Hanna and Barbera

Sin embargo nunca han dejado de gustar al público de ninguna época, es imposible pasar frente a un televisor y no quedarse un rato a mirar. Una sana pero interminable competencia, donde por suerte ambos resisten muy bien las trampas del otro.

Hanna y Barbera lograron hacer de la animación algo especial para todos, grandes éxitos como Los Picapiedras, El Oso Yogi, Don Gato y su Pandilla y Scooby Doo nacieron ahí. ‘Comiquitas’ que han pasado de generación en generación, mostrándonos cuando divertido era el pasado y haciendo el presente uno mucho mejor.

Fueron grandes acompañantes en nuestra infancia y nos alegra mucho que se celebren sus 80 años.