Por Carolina Lamatta
22 noviembre, 2017

Todo fue un accidente indeseado.

“Titanic” siempre es un buen tema de conversación, pero jamás pensamos que estaríamos hablando de la mítica cinta de James Cameron por esta razón. Marilyn McAvoy, el artista que hizo los dibujos de las “chicas francesas” del cuaderno de Jack, fue entrevistado por Vice y reveló un extraño secreto de detrás de cámaras.

20th Century Fox

Todo el equipo de la película terminó drogado por accidente. Lo que oyes. Después de una cena de celebración por ser la última noche del rodaje, todos menos Leonardo DiCaprio y Kate Winslet, que no tenían ninguna escena ese día, participaron del evento. Incluso James Cameron hizo un brindis especial para agradecer a su equipo.

20th Century Fox

Según Marilyn McAvoy, los problemas empezaron después de comer.

Unos 30 minutos después comencé a notar que algo iba mal. Todo el mundo parecía confundido. Todo el mundo tenía problemas para hacer su trabajo. […] Necesitaba material que estaba escaleras arriba y otro equipamento que se encontraba en otro lado. Recuerdo simplemente andar tratando de encontrar el mejor modo de coger lo necesario. Todo estaba borroso. […] Luego escuché que, tan pronto como James Cameron se dio cuenta de que habían puesto algo en la sopa, corrió a su habitación y se forzó a vomitar”

                                                                                                                                  -Dijo McAvoy a Vice

20th Century Fox

Lo que pasó es que durante la cena se sirvió una sopa de almejas, que resultó tan buena que todos se repitieron el plato hasta tres veces, el problema es que alguien le había puesto polvo de ángel.  “Toda la situación era surrealista. En términos de efectos, era como una combinación de estar drogado con marihuana y estar borracho. […] Era como un sueño”.

Asustados, decidieron ir al hospital, donde según McAvoy, se armó un caos total.  “Nos metieron en estos cubículos con cortinas, pero nadie quería quedarse ahí dentro. Todo el mundo salía, saltaba en los cubículos de otras personas. La gente tenía mucha energía. Algunos estaban en las sillas de ruedas, corriendo por los pasillos. ¡Todo el mundo estaba colocado!“.

20th Century Fox

Nunca se descubrió quién fue la persona que le puso la droga a la sopa, pero hubo rumores.  “Entre el equipo se habló de que había sido un chef descontento que había sido despedido, pero nunca se llegó a nada”.

¿Te los imaginas?