Por Fernanda Vallejo
21 febrero, 2018

El trágico crimen que conmovió a todos en 1992 todavía tiene mil preguntas sin respuesta.

Tras el éxito de series documentales como «Making a Murderer» o «The Keepers» en Netflix, la plataforma dio luz verde a una nueva producción que se basará en un conocido caso español de los años 90’s. Se trata del asesinato de tres adolescentes de 14 y 15 años, el posterior juicio a los responsables y los cabos sueltos que se mantienen hasta la actualidad.

AP

«El crimen de Alcàsser» se titulará la serie documental que abordará el inolvidable asesinato múltiple que conmocionó a España hace 25 años.

Miriam, Toñi y Desirée avisaron a sus padres que iban a la discoteca Coolor y no volvieron nunca más. Las niñas se fueron haciendo autostop, pero nunca llegaron al destino, según indica la investigación.

AP

Más de dos meses después los cuerpos fueron encontrados y dos hombres fueron acusados del crimen: Miguel Ricart y Antonio Anglés. El primero fue detenido y el segundo huyó desde un comienzo y nunca ha sido atrapado.

Pero la confesión del único detenido es bastante curiosa. En un comienzo, admitió su participación y describió lo sucedido la noche de los hechos. Según su narración, él y Anglés recogieron a las niñas y las llevaron a una caseta. Ahí las torturaron y violaron. Luego las obligaron a caminar a una fosa donde las asesinaron de un tiro en la cabeza. Las envolvieron en una alfombra y las enterraron.

El País

En dos otras oportunidades repitió lo mismo, pero de pronto cambió su versión diciendo que él no había hecho absolutamente nada y que la policía lo había torturado para que se inculpara. 

Y los hechos continuaron siendo extraños. Se encontraron 15 pelos púbicos a los que se les realizó una prueba de ADN y ninguno de ellos coincidió con los supuestos autores del asesinato.

EFE

El padre de Miriam cambió de abogados y de estrategia. Juntos desarrollaron una teoría alternativa que insinuaba que personeros importantes (políticos y empresarios) estaban detrás del crimen y que Ricart y Anglés eran unos delincuentes comunes que solo ayudaron a enterrar a las niñas. Según su hipótesis, Anglés habría sido asesinado para encubrir la verdad.

Padre de Miriam en el lugar del crimen / El País

Finalmente Ricart fue condenado a 170 años de cárcel y salió libre a los 20. Antonio Anglés sigue prófugo y está dentro de los más buscados por la Interpol. 

Todo esto será analizado por la serie que además cubrirá lo que es considerado el nacimiento de la telebasura, debido al morbo de los medios de comunicación para abordar el caso.

El show se estrenará el 2019. ¿Te dieron ganas de verlo?

Puede interesarte