Por Ronit Rosenberg
6 julio, 2018

Sí, la mejor actriz de Hollywood fue rechazada. Pero dio una lección.

Cuando estés a punto de renunciar a tu sueños porque sientes que están muy cuesta arriba, piensa en Meryl Streep, la actriz de Hollywood más exitosa de todos los tiempos. Sí, aunque cueste creerlo, en los inicios de su carrera fue rechazada.

Aún no era conocida y estaba recién persiguiendo su sueño actoral, cuando fue al casting de la película King Kong en la década de los 70, para el papel de Dwan. El productor del filme era el italiano Dino De Laurentiis y fue su propio hijo quien sugirió a Meryl para el rol. 

Michael Abramson

Cuando entró a la audición, Meryl escuchó algo que le cayó como balde de agua fría. Dino le preguntó en italiano, idioma que Meryl manejaba,  a su hijo “¿por qué me traes a esta cosa tan fea?”

El productor jamás pensó que la actriz entendería lo que estaba diciendo, pero para su mala suerte la muchacha desconocida que tenía en frente era mucho más lista de lo que imaginó y, a pesar de haber sido novata, le respondió con ímpetu y seguridad: “Disculpe, pero entiendo lo que está diciendo y lamento mucho no ser lo suficientemente bella para actuar en King Kong”. Así lo relató la actriz en el programa de televisión de Graham Norton.

Michael Abramson

Más tarde, el papel lo obtuvo Jessica Lange, quien ganó un Globo de Oro por “Mejor actriz revelación”.

Paramount Pictures

Y a pesar de que aquel episodio pudo haber sido una situación traumática para Meryl, tuvo el coraje y la perseverancia para seguir insistiendo. Solo dos años más tarde del estreno de King Kong, Streep consiguió su primera nominación a los Premios Oscar por mejor actriz en la película “The Deep Hunter” (1978), y luego consiguió llevárselo a casa como mejor actriz de reparto en la cinta “Kramer vs. Kramer”.

A esas alturas seguramente Dino De Laurentiis estaba azotándose contra un muro por no haber sido él quien descubrió a Meryl, la actriz que estaba dando de qué hablar en Hollywood y que se vislumbraba como toda una promesa generacional.

AP

Hoy, Meryl Streep es considerada por lejos una de las mejores de Hollywood y es la actriz viva más galardonada de la industria. Marcó un récord con 21 nominaciones a los Premios Oscar y tres ganados, y 33 nominaciones a los Globos de Oro y 9 veces como ganadora. 

Jamás permitas que alguien derribe tus sueños, menos por un juicio tan superficial como el de De Laurentiis. ¡Meryl eres una ídola!