Por Ronit Rosenberg
30 mayo, 2018

El don de Remy en la cocina es por una razón fenomenal. Ahora todo tiene sentido.

Hace ya casi 11 años que se estrenó la espléndida película Ratatouille, y aún no olvidamos al pequeño ratón cocinero Remy sobre la naranja cabellera de Alfredo Lingüini.

El filme cautivó tanto a niños como adultos por su novedosa trama. ¿Quién no podría amar a ese ratón con un talento extraordinario para cocinar? Pero resulta que después de todos estos años, emergió una teoría que cambia completamente la perspectiva de la película, haciéndola aún más profunda.

Pixar

Obviamente todos pensamos que Remy había cautivado a Ego, el crítico de cocina, con su comida simplemente porque el ratón era extraordinariamente talentoso. Sin embargo, un usuario del sitio Reddit muy hábilmente dio con la respuesta al misterio.

Sí, Remy era desde luego talentoso, pero la película jamás dejó un cabo suelto. Según lo que descubrió el usuario, el ratón logró impresionar a Ego porque había aprendido a cocinar viendo a la madre de Ego hacerlo. 

Pixar

La evidencia estaría en dos escenas de la película de Pixar: la primera muestra la cocina donde Remy aprendió a cocinar y la segunda es el flashback de Ego, en el que recuerda la cocina donde creció alimentado por su madre.

Pixar

Con ojo de lince, el usuario notó que ambas cocinas comparten los mismos elementos; la cafetera, la estufa, los cajones, la silla y el fogón.

Pixar

Sin embargo, algunas apuntan a que esto sería simplemente porque Pixar decidió reutilizar los implementos de cocina para no gastar más recursos en crear otros simplemente para un flashback que duraría solo segundos.

Pixar

Esta es una técnica bastante utilizada en las cintas de animación, porque a diferencia de una película normal con personas, en esas hay que diseñar hasta el último elemento y puede tardar meses. Por ejemplo, en Toy Story; el rostro de Andy fue reciclado para los otros niños.

Pixar

Nunca sabremos realmente si la teoría es cierta o no porque dudo que Pixar hable sobre el tema considerando que ya han pasado muchos años. Pero de ser cierta, mi amor por la película acaba de crecer aún más porque todo cobró sentido.

Pixar