Por Ignacia Godoy
27 febrero, 2018

Es casi tan buena, o mejor, que el show español. Y sí, está en Netflix.

Como buena adicta a las series en internet, Netflix es mi página de inicio y lo seguirá siendo por mucho tiempo. Por eso siempre estoy intentando encontrar la próxima gran cosa de la página streaming y así me ocurrió con «La Casa de Papel». El show español era tan entretenido y dinámico que me lo devoré en apenas dos días. 

Pero el problema llegó después: ¿qué diablos iba a ver después? ¿qué otra serie iba a llenar mi vacío? Bueno, fue en ese momento en el que encontré «Riverdale». Ya había visto noticias del programa en internet pero en mi país todavía no teníamos la oportunidad de verlo en ningún canal. Por eso, gracias Netflix.

CW

«Riverdale» cuenta la historia del asesinato de Jason Blossom en una pequeña ciudad de Estados Unidos. Cuando los habitantes se enteran de la noticia, un grupo de adolescentes intentan resolver el misterioso crimen mientras tienen que lidiar con cosas de sus vidas adolescentes como amoríos, engaños y fiestas.

CW

Suena mucho al estilo de película como «Crepúsculo» que realmente detesto, pero decidí darle una oportunidad porque en el país norteamericano era muy popular. Y bueno, desde el primer capítulo entendí por qué.

CW

Sus personajes son realmente cursis y clichés de la televisión. El chico popular y apuesto, la niña buena y matea, la rebelde y sensual, y el mejor amigo gay (que al parecer no falta en las nuevas series). Pero ¿saben qué? eso da exactamente lo mismo. 

CW

La historia y trama es tan liviana y fácil de ver, que esos aspectos importan poco. Es entretenida, te atrapa y quieres ponerle play al siguiente capítulo apenas salen los créditos. Y es fácil de entender: todos tenemos un placer culpable que sabemos no es la gran obra de arte ni mucho menos, pero no podemos evitar verlo sin parar.

CW

El mío definitivamente es «Riverdale» y estoy segura de que para muchos también lo será.

CW

Tiene dos temporadas pero Netflix apenas estrenó la primera hace unas semanas. No se sabe cuándo saldrá la segunda entrega, pero, mientras, tienes 13 episodios de 42 minutos para entretenerte. Y de verdad que lo harás.