Por Antonio Rosselot
28 agosto, 2020

Downey Jr. sabe bien lo que es tener una carrera hundida y trascender por los motivos equivocados, así que ahora pretende ayudar a su viejo amigo a relanzarse ante el mundo, consiguiéndole un rol en la tercera entrega de la clásica franquicia del detective británico.

Si hablamos de actores que han sabido caer de bruces al suelo en su carrera y su vida, no podemos dejar fuera a Robert Downey Jr.

El estadounidense sabe lo que es estar en lo más profundo del agujero, siendo uno de los actores jóvenes más promisorios de los 90 y posteriormente borrando esa imagen de éxito, con una serie de escándalos por drogas y sus consecuentes arrestos y períodos de rehabilitación. Esto hizo que ninguna productora lo quisiese contratar, ya que era considerado como “poco fiable”.

Sin embargo, todos sabemos lo que sucedió después, cuando Downey consiguió el papel de Tony Stark en Iron Man, una de las franquicias más exitosas de Marvel: se convirtió rápidamente en una celebridad clase A de Hollywood, además de actuar en varias de las cintas más exitosas de la historia del cine.

Las segundas oportunidades son muy importantes en la vida y pueden ser clave, cosa que bien sabe Downey. Por lo mismo, según algunas fuentes, el actor estaría buscando darle esa segunda oportunidad a uno de sus viejos amigos, que ahora la necesita más que nunca: Johnny Depp.

 

Resulta que Depp ha tenido muy pocas ofertas de trabajo luego de su estruendoso y polémico divorcio de Amber Heard, que involucró violencia, lesiones y un juicio muy extenso. Por lo mismo, Robert quiere ayudarlo a relanzar su carrera.

La estrella de Tropic ThunderIron Man estaría haciendo un importante lobby con los ejecutivos de Warner Bros. para incluir a Depp en la próxima Sherlock Holmes 3, saga en la que Downey interpreta al detective y personaje principal.

Las cosas están bien aspectadas. Susan Downey, esposa de Robert, ha servido como productora de las dos películas anteriores y ahora Team Downey —estudio de producción de la pareja— tendrá una gran influencia en esta tercera cinta, lo que les daría bastante libertad para elegir al reparto. De acuerdo a una de las fuentes del portal The Express, “Bob quiere a Johnny a bordo, sea como sea”.

Y si nos ponemos a pensar bien, la verdad es que Depp sería una gran carta para esta próxima película, ya que su estilo excéntrico y bohemio en cámara calzaría perfectamente con la estética anacrónica y algo steam-punk de esta franquicia de Sherlock Holmes.

Y si además lo ponen en el rol del villano antagonista, ¡el resultado podría ser bastante especial!