Por Lucas Rodríguez
5 agosto, 2019

Fue el momento que nos tomó a todos por sorpresa. ¿Cuándo le va a salir algo bien a Steve, de una vez por todas?

Stranger Things 3 hizo maravillas por la reputación de una de las series cabecilla de Netflix. La segunda temporada dejó a las aventuras de los chicos de Hawkins, Indiana, en un mal lugar. La continuidad se vio  puesta en peligro luego de que esta segunda temporada no cumpliera con las expectativas de la primera. Es cierto que fue un éxito, pero nadie puede decir que haya sido tan buena como la primera, ni tampoco que no haya podido haber sido llevada a cabo de mejor manera.

Que se supiera después que esta temporada fue creada en el momento (los creadores no pretendían continuar la historia con los mismos personajes) aclaró bastantes dudas, pero aun quedaba el trabajo de recuperar la confianza de los fanáticos. Por eso es que se pusieron manos a la obra en crear una temporada tan entretenida y macabra como la primera, lo que lograron con lujo y detalle en la tercera entrega.

Netflix

Nadie va a discutir que los momentos más entretenidos y memorables de la serie, tuvieron todos que ver con el nuevo grupo estrella de Hawkins. Ya todos quedamos prendados de la dupla de oro que formaron Steve y Dustin. Especialmente el 1ero, a quien conocimos como el idiota más grande de la secundaria, se terminó por robar todas las cámaras, convirtiéndose en el personaje mas querido y adorable. 

Lo que nadie se esperaba es que le llegara una retadora, alguien que se demoró solo una temporada en igualar e incluso a veces, superar a Steve. Fue Robin, la traductora, aventurera y vendedora de helados. Como si fuera poco, el giro que ocurrió cerca del final de la serie, en que reveló que era homosexual, la destacó como el personaje más complejo e interesante de todos.

Netflix

Pero si una nueva entrevista que la actriz que dio vida a Robin, Maya Hawke (sí, Hawke, como Ethan), concedió al Wall Street Journal es una fuente confiable (lo más probable es que lo sea, pero no me corten el flujo del párrafo), todo podría haber sido muy distinto. Maya reveló en la entrevista que el guión original de la serie pretendía capitalizar en toda la química y desarrollo romántico que tenía su personaje con el de Steve. Fue prácticamente una decisión de último minuto entre ella y los guionistas lo de realizar ese giro en 180 grados y situar la relación de ambos como una amistad muy profunda. 

A todos nos sorprendió y comprendimos que de esta manera la serie estaba desafiando las expectativas. Aunque nos entristece un poco Steve. ¿Terminará alguna vez una temporada de Stranger Things sin él recibiendo algún tipo de derrota o decepción?

Netflix

Pero bueno. Nadie dice que Robin no le pueda presentar a alguna de sus amigas a Steve.