Por Pamela Silva
6 febrero, 2019

Después de ver tantos crímenes y asesinatos en Netflix, esta comedia negra es justo lo que necesito. Y está protagonizada por Natasha Lyonne de OITNB, qué mejor.

Netflix no para de sacar serie buena tras serie buena, son tantas que hasta me cuesta hacerme el tiempo necesario para verlas todas (y eso que siempre he sido una adicta a ver series, casi que pongo en mi curriculum mi capacidad para ver series en muy poco tiempo).

El nuevo estreno del que todos están hablando es Russian Doll, una serie de Natasha Lyonne, Amy Poehler y Leslye Headland que fue rechazada por NBC. 

Les aseguro que NBC se está lamentando por su mala decisión, porque la serie acaba de obtener una aprobación del 100% en Rotten Tomatoes. Y eso no es fácil.

La serie toma una trama que no es original para crear una comedia negra como ninguna otra: Nadia Vulvokov revive el mismo día -su fiesta de cumpleaños 36 organizada por su mejor amiga- una y otra vez, sin parar.

Lo mismo que le sucede a Bill Murray en El Día de la Marmota. Y aunque ambas son graciosas, Russian Doll tiene su encanto personal.

Comedias negras bien hechas hay pocas y aunque podrían pensar que es aburrida porque repite una trama ya usada, no saben lo distinto que es. 

Netflix
Netflix

Natasha Lyonne protagoniza la serie -y sí, ella también interpretó a Nicky Nichols es Orange is the New Black- y se luce como Nadia, quien poco a poco va descubriendo que sus decisiones hacen que sus días se acorten o sean más largos.

Al comienzo, Nadia cree que está muy drogada o en algún tipo de hipnosis, pero poco a poco comienza a darse cuenta que hay algo más oscuro tras todo lo que le pasa.

Algo que no les diremos, porque sería un gran spoiler. Y como amantes de las series, queremos que disfruten ustedes mismos la belleza de esta gran revelación.

Netflix
Netflix

Eso sí, les aviso les anuncio que esto no es una comedia alegre tipo Parks and Recreation, es comedia negra y se pone muy, muy oscura en un punto.

Pero siempre he creído que de vez en cuando, a todos nos hace bien un poco de comedia negra para replantearnos la vida.