Por Catalina Maldonado
2 octubre, 2020

En un primer vistazo exclusivo, nos muestra a una Lilly Collins siempre brillante en su interpretación, cómoda con la misión de encarnar a “Emily”: una mujer que se impone y sale adelante en una ciudad tan abrumadora como París. Sus diez capítulos ya están disponibles en Netflix.

Viajar a una aventura, conocer gente nueva y nuevas culturas parece una tarea que no a muchos les entusiasma del todo, pero creemos que después de ver “Emily in Paris”, no pensarás dos veces si se te presenta la oportunidad de dejarlo todo por esa vida soñada.

Así, en una historia dinámica, intensa pero perfecta para desconectarse de la realidad, llega la actriz Lilly Collins para interpretar a “Emily”, una ejecutiva de las redes sociales que es enviada desde Chicago a París para dar una perspectiva norteamericana a una pequeña agencia de marketing parisina.

Netflix

En un majestuoso viaje a la ciudad del amor y de las luces, Emily (Collins) se embarca en una serie de sucesos que la hacen desprenderse de su vida ya formada en Estados Unidos, para dejarse llevar por la pasión y las emociones que París tiene preparada para ella.

La trama es un éxito total porque sigue la fórmula perfecta de cualquier comedia romántica para enamorarnos: hermosos paisajes, momentos de moda y relaciones pasajeras con galanes de primer nivel. Sin embargo, es interesante ver la actualización de los personajes y le agregan bastante de ese poder femenino que tanto gusta.

Netflix

Además de la perfecta Emily, quien logra ser cautivadora, entrañable y muy decidida con saber lo que quiere y que debe hacer para conseguirlo, también tenemos otros excelentes personajes construidos para acompañarla.

Si bien los hombres de la trama siguen la lógica del “galán parisino” en todas sus versiones, las mujeres se imponen con historias y personalidades bastante fuertes. Primero tenemos a la jefa de Emily, Silvye, una mujer dominante, líder y muy arisca, que parece ser la pesadilla de la joven pero, la relación entre ambas, te dará mucho gusto. Podemos decir que aquí se hace referencia a Miranda Priestly en “El diablo viste a la moda”.

Netflix

Por otro lado, otro personaje femenino que no podemos dejar pasar es a la encantadora Mindy, la nueva amiga de Emily en París. Aquí la joven de ascendencia china se convierte en el soporte fundamental que la protagonista necesita para explotar su faceta más alocada y revelar sus secretos más íntimos. Además, el humor entre ellas no falla y eso también es digno de rescatar.

Netflix

Que “Emily in Paris” sea creada por Darren Star, el mismo de la exitosa serie ‘Sex and the City’, nos hace mucho sentido, pero creemos que esta actualización a los personajes y la posibilidad de conocer París desde la comodidad de tu casa, la hace alucinante.

Sus diez capítulos ya están disponibles en Netflix, y desde aquí te decimos que “Emily in Paris” es digna de maratón.