Por Javiera Spröhnle
3 febrero, 2017

¿Acaso no encontró nada más útil?

Toby Aldenhoven, de 44 años, estaba cerrando en el Clive’s Midtown Dinner en Londres cuando vio a un intruso robándose 180 libras de la caja registradora. Se apresuró a salir de su oficina y trató de contener al ladrón saltando sobre su espalda, pero el hombre logró escapar a la cocina.

“Ese fue el momento en que pensé, mis cuchillos están ahí, son lo suficientemente afilados como para afeitarse. Eso fue de miedo”.

– Toby Aldenhoven –

Cámara de seguridad Clive’s Midtown Diner

Sin embargo, en vez de un cuchillo el ladrón volvió con una espátula para cocinar hamburguesas. 

Entre sorpresa y adrenalina Toby tomó una silla para retenerlo.

“Era como un domador de leones tratando de mantener al atacante a distancia con una silla”.

– Toby Aldenhoven –

Cámara de seguridad Clive’s Midtown Diner
Cámara de seguridad Clive’s Midtown Diner
Cámara de seguridad Clive’s Midtown Diner

El enfrentamiento tuvo un giro aún más adrenalínico cuando el par salió a la calle y luchó en medio de los transeúntes que pasaban sin entender nada.

“Le di un golpe en el edificio de enfrente. La gente nos rogaba que nos detuviéramos, sólo pensaban que nos conocíamos y estábamos peleando, pero yo gritaba ‘¡me robó!'”

– Toby Aldenhoven –

Un conductor de Tuk-Tuk intentó de separarlos antes de que la policía llegara. Atiq Maclaian, de 46 años, fue acusado de robo el 21 de enero. Se declaró culpable y será condenado en el Tribunal de la Corona de Southwark el 17 de febrero.

Cámara de seguridad Clive’s Midtown Diner

¿Una espátula de hamburguesas? ¿En serio? 

Puede interesarte