ddddddd

Querían descubrir Nueva York pero… ¡No esperaban encontrarse con algo así!

Y ya nada será lo mismo ahora…

Se bajaron del avión cansadas pero ansiosas. Así que decidieron que ese sería un día tranquilo, de recorrer y descansar. Pero todos sabemos que eso es difícil en Nueva York. 

Tenían hambre así que partieron por probar un dato que les había dado un amigo; comida griega del carro de John Dragona en el Upper East Side. Todo iba saliendo bien y se empezaron a perder entre las calles…

iStock_000078687589_Medium

Habían quedado en destinar al menos un día a algún panorama cultural: visita obligada a un museo. Lo que no sabían es que su visita sería todo menos cultural, propiamente hablando. Porque caminando por la Quinta Avenida se encontraron con un gran cartel y simplemente no pudieron resistirse a la tentación:

¡Museum of Sex!

objectxxx-slider

Un poco cohibidas al principio, entraron a lo que convertiría en su clase de educación sexual más explícita de todas. Aunque ojo, las clases de educación sexual casi nunca son explícitas en Chile. El punto es que entraron, y lo que las recibió fue un video a todo color de Linda Lovelace, la emblemática estrella porno de Garganta Profunda, enseñándoles todo lo que se podía llegar a hacer con la boca. Y era bastante. 

spotlight-slider-2

Se pasearon entre látigos, vibradores, muros de escalada con particulares presas (nunca tan bien dicho), castillos inflables no aptos para niños, esculturas de animales reproduciéndose y vestidos hechos a partir de condones.

SexLives1

Todo súper explicativo, obvio.

Después de tanta actividad (mental, eso sí) necesitaban algo más tranquilo. Para sentirse con algo más de calle, se animaron a salir de Manhattan y partieron a Williamsburg, el barrio más hipster de Brooklyn. Entre puestos de ropa usada, comida y gente desinhibida (algunas hasta sin ropa), llegaron al Music Hall of Williamsburg para ver algunas bandas indie en vivo.

iStock_000050312666_Medium

Volviendo a Manhattan se fueron a tomar algo a la azotea del hotel McKittrick. Y por supuesto no era la intención, pero después de un par de tragos terminaron en el Meatpacking District, recorriendo una por una las discotecs más prendidas de la ciudad: Vip Room, Electric Room, Cielo, Le Bain o Provocateur.

No tienen muy claro cómo, la cosa es que la noche acabó recorriendo la Gran Manzana arriba de un carrito de supermercado. Lo del elefante sí que no lo puedo explicar:

Está claro que ninguna de las dos volvió sola al hotel… ¡Y eso que este era recién el primer día!

Ahora puedes ser tú el protagonista de esta historia. ¡Participa por un viaje a Nueva York!

we get together in NYC #the2ofus ck2 @calvinklein

¡La aventura ya comenzó! Un grupo de elegidos viajaron a la Gran Manzana con una misión: Completar una ruta de actividades durante 7 días y compartir con el mundo sus vivencias.