Por Teresa Donoso
1 febrero, 2016

Olvídate de las noches de citas. Hay que levantarse temprano a corregir pruebas.

Salir con un profesor o profesora realmente cambia la forma en la que ves la vida. De partida aprendes que ningún fin de semana está completo sin corregir pruebas y exámenes y que es increíblemente fácil encariñarse con estudiantes que nunca has visto. Aunque te da un poco de celos que puedan pasar tanto tiempo con la persona que amas (porque tú la ves muy poco). Esto es para todos aquellos que tienen un profesor o profesora en su vida, porque aunque tengan que olvidarse de las noches de citas y quedarse corrigiendo exámenes, saben que no cambiarían a esta persona por nada del mundo.

1. Salir con un profesor es muy diferente a salir con alguien que se gana la vida de otra forma

2. De partida tendrás que acostumbrarte a que su alarma siempre sonará a horas como esta

9349

3. Y por lo tanto, será imposible que acepten una cita nocturna a mitad de semana

4. Aunque si son honestos, la verdad es que nunca les apetece quedarse despiertos hasta tarde

5. Puede que al comienzo intente hacerse el mayor tiempo posible para ti y pase los sábados saliendo a comer o paseando contigo

6. Pero pronto tendrá que admitirte que no puede hacerlo más porque los sábados es el día que se dedica a corregir las cientos de pruebas que tomó durante la semana

7. Además de preparar material. Por alguna razón, cuando sales con un profesor, esto te hace sentir ternura en vez de enojarte

8. Pronto te darás cuenta de que conoces los nombres de sus estudiantes incluso si nunca los has visto en persona

9. De hecho, no sólo sabes sus nombres, sino que también conoces los chismes de la clase y la personalidad de cada chico

¡No puedo creer que Carlos realmente dijese eso!

10. Más de alguna vez les has comprado un set nuevo de lápices para corregir. Muchos pensarán que es el regalo más aburrido de la tierra pero deberías ver los ojos de un profesor ante implementos nuevos

11. Si sales con un profesor, sabrás que su idea de ‘despertar tarde’ el fin de semana se reduce a levantarse a las 8 de la mañana a corregir ensayos o preparar material

12. Puede que a veces use su ‘voz de profesor’ contigo accidentalmente, especialmente cuando quiere que la escuches y no lo estás haciendo

13. Sabes exactamente cuando se avecina la temporada de exámenes, porque te recuerda, lo más amablemente posible, que tendrá que desaparecer algunas semanas para corregir cientos de pruebas

14. De vez en cuando te envía mensajes de texto como estos…

9350

15. Si sales con un profesor lo más probable es que pases varios meses del año enfermo

16. Más específicamente, resfriado, porque tu amado o amada no podrá evitar contagiarse de todas las enfermedades de los chicos de la escuela

17. Gran parte de sus noches juntos terminan pidiendo pizza, tomando algo, y viendo tele mientras que él o ella corrige las secciones más fáciles de la prueba

18. Es por eso que esperas con tantas ansias las vacaciones de verano o de invierno: durante esas semanas tu amado o amada es todo tuyo

19. Eso sí, cuando hay que volver a clases te deprimes más que todos sus alumnos juntos

20. Aunque, al final, te hacen sentir orgulloso de poder verlos vivir y trabajar, porque está claro que hacen del mundo un lugar muy especial

Puede interesarte