Por Andrea Araya Moya
10 Enero, 2017

¡R-E-N-U-É-V-A-T-E!

Cuando rompes con tu pareja te sientes vacía y demasiado triste, incluso si fue una relación tóxica. Sientes que el mundo se acabó y que no hay nadie más con quien quieras estar. Y es peor si tu ruptura estuvo llena de odio y, aunque quieras odiar a esa persona, de alguna manera no puedes.

Te entendemos, a todos nos han roto el corazón alguna vez y, tal como tú, todos hemos superado la ruptura siguiendo los diferentes pasos que nos ayudan a olvidar y a recomponer nuestros sentimientos. No es nada de difícil, de hecho te sentirás más renovado que nunca.

1. Llora todo lo que quieras

Mara Parra/UPSOCL

Es normal sentir tristeza después de una ruptura y tendrías que ser un robot para no llorar. Es normal que quieras hacer duelo por el fin de tu relación, aún así si sufriste. Jamás reprimas el dolor, pues provocará que te sientas peor en un futuro.

Llora, todo lo que quieras. Habla con tus cercanos y, si es necesario, grita para quitar todo ese dolor. Es tu momento, aprovéchalo.


2. Disfruta de tus momentos a solas

Mara Parra/UPSOCL

Luego de romper con tu pareja comienzas a sentirte sola y hasta imaginas que jamás podrás tener a alguien a tu lado. De hecho, sientes deseos de escribirle a tu pareja y volver a estar juntos. No lo hagas, a menos que la razón de su ruptura sea absurda. Toma un descanso de todo, incluso de las redes sociales y aprovecha de hacer esas cosas que siempre quisiste. Lee un libro, escucha música, lo que sea, pero disfruta también de tu propia compañía.


3. Aprender a perdonar

Mara Parra/UPSOCL

Terminar una relación es doloroso y hasta sientes algo de odio e ira hacia esa persona. No lo odies, intenta perdonar a tu pareja e, incluso, a ti misma. Olvídate del rencor, no te lo mereces.

 


4. ¡Mímate y consiéntete!

Mara Parra/UPSOCL

Es normal que con todo el proceso de ruptura tendamos a descuidarnos. Dejamos de comer y de preocuparnos por nosotros mismos, lo cual perjudica la salud y la mente.

CONSIÉNTETE. Eso es lo que mereces. Sé feliz y haz eso que te hace sentir bien.


5. Comienza a rodearte de gente positiva

Mara Parra/UPSOCL

Mientras sanas tus heridas luego de tu ruptura es mejor que te rodees de tus amigos y familia para superar esta etapa. Pasa más tiempo con tus amigos, reúnete con ellos. Sal a comer con tu familia y disfruta más de tus momentos con ellos. Tus seres queridos son importantes y siempre van a apoyarte.


6. Y lo último, pero no menos importante: R-E-N-U-É-V-A-T-E

Mara Parra/UPSOCL

A esta altura, es probable que estés en buena forma física, mental y emocional. Quizá ya asimilaste tu separación. Llámalo un nuevo comienzo, esta es tu oportunidad de explorar y probar cosas nuevas. Tal vez puedes comenzar una nueva rutina de ejercicios o visitar ese lugar que siempre has querido conocer.

Si todavía está en duelo, recuerda una cosa: “todo va a estar bien al final. Si no está bien, no es el final”.