Por Pablo Román
28 julio, 2017

Un “grito agudo” se escuchó.

Emma Lou Harris utilizó su Facebook para poder describir el tormentoso momento que le tocó vivir. Era una noche perfecta, su esposo “había lavado los platos sin que se lo pidieran, mientras que ella se tomó dos cervezas”.  En propias palabras de Emma “afuera los pantalones”, hora del sexo.

Facebook/Emma Lou Harris Blog

Un beso, otro beso y a la cama. La pareja comenzó a tener relaciones sexuales. Todo normal, velocidad constante, sudor y pasión cuando de repente escucha a alguien decir “mami”.

Facebook/Emma Lou Harris Blog

Según lo que narró, se le “nubló la vista” y estaba “aterrorizada” por que ya sabía lo que vería a continuación. Sí, era una de las niñas. Allí estaba mirándolos con su pijama y rascándose el ojo. 

Facebook/Emma Lou Harris Blog

Un “grito agudo” se escuchó. “Era Joe (su espsoso) que hizo ese ruido mientras daba un salto digno de un canguro saltando una valla” explicó Emma y contó que casi se hace una “circuncisión” con el ventilador del techo.

Facebook/Emma Lou Harris Blog

La pequeña reclamó por su chupete, no podía encontrarlo. Lo hallaron y la mandaron a dormir.

Facebook/Emma Lou Harris Blog

Emma, no sabe qué vio la niña, puede que no haya sido nada, pero lo que sí sabe es que esto lo olvidarán el “2045”.

Puede interesarte