Por Andrea Araya Moya
27 agosto, 2015

¿Te identificas con alguna de estas posiciones?

Las relaciones de pareja suelen tener diferentes momentos que los definen y que reflejan el tipo de relación que tienen. Hay parejas unidas y otras un tanto independientes que no tienen problemas en extrañarse durante el día. Sin embargo, esas actitudes pueden decir bastante sobre el amor que se profesa, pero hay algo que nos puede decir implícitamente y de mejor forma qué tipo de relación tenemos con nuestra pareja, y esa es la manera en la que dormimos junto a la persona que amamos.

Pues cuando estamos durmiendo nuestro subconsciente es aquel que toma el control de todo, y es por eso que el lenguaje corporal que tenemos con nuestra pareja mientras dormimos puede ser una forma muy precisa para determinar qué tipo de relación llevamos. Y no hay quién lo niegue.

1. “La cucharita”

Es una de las posiciones más comunes, sobre todo en parejas que llevan mucho tiempo juntas. Según expertos, la persona que abraza a la otra es quien suele guiar y proteger la relación. La persona abrazada se siente cómoda y segura y, probablemente, se sienta inquieta cuando su pareja deja de abrazarla. Esta posición es ideal, pues refleja una armonía perfecta en la pareja, pues comunica que hay confianza y unión.

2

@Delia

2. “La persecución”

Es similar a “la cucharita”, pero es cuando una persona persigue a la otra. Puede ser por dos cosas. Una, porque la persona a la que persiguen quiere tener más espacio, o quiere que su pareja la siga. Aunque, en ocasiones, solo puede alejarse cuando está enojada y está pidiendo implícitamente que se disculpen.

6

@Rosalya

3. “El enredo”

Es una de las posiciones más íntimas para dormir. Tiende a ser más frecuente al comienzo de una relación amorosa, o después de tener relaciones sexuales. Aunque, según Elizabeth Campbell, psicoterapeuta, también podría revelar excesiva dependencia entre la pareja.

3

@Ivona

4. “La libertad”

Ambas personas duermen separadas, dándose la espalda, dejando un espacio entre ambos. Aunque para muchos esto es un mal indicador, créeme que no lo es. Según un estudio realizado por Corrine Sweet, Psicóloga de relaciones amorosas, quienes duermen de esta manera suelen tener seguridad en sí mismos y alta confianza en la pareja, además de una mayor independencia, lo que no quiere decir que no les guste estar cerca de quien aman.

Suele darse en noches calurosas, o cuando uno de los dos integrantes de la relación necesita un poco más de espacio para dormir.

4

@Ida

5.  “Choque de espaldas”

Quienes duermen en esta posición reflejan un respeto por el espacio personal del otro, pero sin perder el contacto. Tienen independencia, pero, a la vez, su relación es estable.


6. “El protector”

En esta posición uno de los integrantes apoya su cabeza sobre el hombro o el pecho de su pareja, mientras que sus piernas se entrelazan o se ubican sobre las del otro. Este tipo de postura es vista en relaciones maduras y refleja que las cosas van bien en la relación, además de que la vida sexual también es positiva. Así mismo, dormir con la cabeza sobre la persona que amas refleja que hay seguridad y confianza en la capacidad de protección de esa persona.

1

@Delia

7. “Entrelazados”

O “abrazo de piernas”. Según expertos, esta posición al dormir con tu pareja puede ser una combinación entre amor, pasión y ciertas diferencias en la relación. Dormir con los pies entrelazados significa compromiso y complicidad, pero también puede reflejar que a la pareja no le gusta demostrar afecto físico, por eso se separan.

Al parecer, dormir y la forma en que lo haces dice mucho más de ti y de tu relación que lo que imaginabas. Aunque algunas posiciones pueden ir variando, en la mayoría de las ocasiones reflejarán por qué momento pasan con tu pareja y cómo funciona la relación.

5

@Rosalie

Y a ti, ¿te identifica alguna de estas posturas?

Puede interesarte