Por Teresa Donoso
24 diciembre, 2015

¿Harías tú lo mismo?

Ashley Willis es una conocida blogger, tal como lo es su marido, Dave Willis. Juntos han creado una página web llamada Stronger Marriages que se dedica sólo a hablar de cómo se vive un matrimonio y dar consejos para conseguir tener una relación duradera y exitosa.

Sin embargo, puede que para muchos la forma en la que ellos han decidido vivir su amor no sea convencional o no parezca ‘adecuada’. Para Ashley el secreto de sus exitosos 12 años de matrimonio es claro: siempre le pide permiso a su esposo para salir, hacer planes o cambios importantes en su vida.

Pero ¿A qué exactamente se refiere Ashley con ‘pedir permiso’?

“No siempre nos pedimos permiso cuando se trata de cosas pequeñas como qué comer o qué usar. Pero siempre nos preguntamos, ambos, nuestra opinión sobre todo lo demás. Me gusta, nos funciona”.

1. Para ella es un signo de respeto

“Cuando Dave me pregunta si puede ir a algún lugar o hacer algo me siento amada y respetada. Son cosas que nos afectan a los dos y por lo tanto discutirlo con el otro es un signo de respeto”.


2. Asegura que es el secreto para no discutir

Ella cree que, al preguntarse las cosas con anterioridad, puede discutir y decidir qué hacer sin generar conflictos en su relación.

“Es una forma de mantenernos unidos y evitar culparnos después”.


3. Dice que es bueno sólo si se hace de esta forma

Claramente, puede que estés pensando que pedirle permiso a alguien, cuando ya eres un adulto, es algo poco sano y es por eso que Ashley se refiere con claridad a este asunto:

“No es aceptable ni saludable cuando sólo uno de los dos tiene que pedir permiso y el otro hace lo que quiere, eso refleja un comportamiento abusivo”.

Para Ashley ambos tienes que pedir permiso, o en su defecto, ninguno. Las cosas por igual.


4. Es la forma que tienen de mantenerse al tanto de la vida del otro

Ashley no quiere que su matrimonio se convierta en ese tipo de relaciones donde nunca nadie habla y donde ambas partes intentan ignorarse a toda costa.

“El matrimonio requiere que ambos estemos preocupados del otro y pedir permiso y pregunta su opinión es una gran forma de hacerlo”.

¿Qué te parece a ti? ¿Lo harías de la misma forma? ¡Cuéntanos!

Puede interesarte