Por Valentinne Rudolphy
22 septiembre, 2015

El amor cubre todo a su paso. Va más allá de lo que nos podemos imaginar.

No quiero figuras literarias, metáforas o sensaciones efímeras inventadas para describir mi historia de amor. Porque es algo real. Se vive, lo puedo palpar, me sucede día a día: no es ningún cuento que esté inventando, son hechos reales que componen mis días con una verdad como centro, que es estar enamorada y vivir ese amor.

Porque el amor no son solo las palabras bonitas que todos podemos repetir, o que yo misma estoy repitiendo en este momento. Todo eso, todo lo que deseamos y anhelamos en nuestro corazón de manera romántica, no significa nada si no se traduce en acciones, en detalles, en pequeños hitos diarios que te van marcando. Más que ideas bonitas, es algo real.

large-1

friendscouples.

Lo puedes palpar en tus pensamientos, en tus decisiones en favor de aquel sentimiento, en cómo te comportas en el día a día y ese amor influye en ti. Cala hondo y puede cambiar todo, desde tu visión del mundo, hasta cómo te expresas, cómo disfrutas la vida. Porque el amor también es palpable en cómo nos mostramos a los otros. Es algo privado entre dos, pero que inevitablemente irradia.

Cubre todo a su paso si es real. Las emociones van cambiando en su intensidad, por eso es que las mariposas no son suficientes. Las mariposas algún día no la sentirás, pero no por eso es el fin de tu historia.

large

Alexis Ren.

Es algo más que emociones. Son certezas y recuerdos que vamos forjando y que nos alientan para el día siguiente, para proyectar un futuro mejor juntos. No es una sensación inventada lo que quiero, ni algo que pase rápido.

Si digo que amo, que estoy enamorada, que sea de verdad. Que mi corazón se ponga a disposición de trabajar con esta persona, y no solo amar por amar. Quiero que siga siendo un sueño, pero tampoco dejar de tener los pies en la tierra. Porque el amor puede más.

Puede interesarte