Por Laura Silva
23 octubre, 2015

¿Cómo se puede querer tanto a alguien que te hace tanto daño?

Hay sentimientos que se contradicen. Que conviven en nosotros, llevando nuestra cabeza a un punto de locura. En especial esto sucede en el amor.

Y eso es lo que me pasó a mí. Caí totalmente enamorada de a poco de ti. Al principio se sentía suave, muy bueno. Era feliz de conocerte, de ver cómo crecía nuestro amor. De cada día dar nuevos pasos. Los años pasaron frente a nosotros sin darnos cuenta. Llenos de alegrías y de crecimiento. Por eso mismo no sé cómo es que llegamos a esto. Cómo es que llegamos a caer tan bajo.

large-1
americanhoney

No sé en qué momento nos comenzamos a distanciar. Parecía que íbamos por el mismo camino, de manera natural, juntos de la mano. Pero hubo un quiebre. Nuestras vidas decidieron jugarnos una mala pasada. Y una nube negra parecía haber llegado a tu vida. Una nueva persona estaba frente a mis ojos, lleno de sentimientos que no supe cómo aguantar.

Para mí no había explicación. No había manera de comprender. Sabía aún que me estabas amando, pero ya no eras quien yo conocía. Podía aceptar los cambios, pero este en particular me dolía. Me comenzaste a hacer daño, así como al resto de quienes te rodeaban.

Young Couple Sleeping in Bed --- Image by © Glenn Glasser/Corbis
Glenn Glasser

Es triste ver cómo un corazón tan hermoso se transforma y se pierde en la oscuridad. Traté de seguir contigo lo más que pude, pero hubo un momento en que ya no di más. Intenté ser fuerte y quererte. Acompañarte y ayudarte a salir de ese mal viaje en el que estabas. Nadie lo entendía. Te odié. Te grité. Pero aún te amaba.

Nunca comprenderé cómo pudiste despertar ese tan mal sentimiento en mí… supongo que así cómo surge el amor más intenso que nunca imaginaste. De la misma manera en que aquello te golpea tan fuerte, eres capaz de odiar. De enloquecer. Y por esa locura me alejé de ti.

 

Puede interesarte