Por Daniela Morano
15 abril, 2019

La pareja se conoció a través de Facebook hace 4 años y se comprometieron después de 2 meses saliendo.

Dicen que el amor no tiene edad, que quienes realmente se quieren no tendrán problemas si entre ellos hay amor verdadero. Aunque claro, esa es una visión muy idealista y a veces lejos de la realidad. No así para Loire de Fales, de 23 años, y Thomas Grieg, de 71, quienes se conocieron a través de Facebook y comenzaron una relación a larga distancia que terminó en matrimonio.

La pareja se conoció cuando Thomas, un empresario retirado de Merseyside, Inglaterra, se puso en contacto a través de la red social y luego se conocieron en persona el año 2014.

“Fue el destino. La primera vez que lo vi en Facebook pensé ‘wow parece mayor’, pero no se ve tan viejo como parece. Nos juntamos aquí en Cebu y tenía mucho miedo, y no sabía qué decir porque es mi primer novio. Pero los sentimientos fueron recíprocos y ambos nos enamoramos. Para él fue amor a primera vista y para mí no pero sí me sentía enamorada. Se sintió atraído a mi por ser linda y a mí me gustaron sus ojos azules”, dijo Lorie a UNILAD sobre su primer encuentro.

MDWfeatures

Dos meses después Thomas le propuso matrimonio y desde entonces que ya llevan cuatro años casados con una hija de dos años.

Aunque quienes no los conocen los juzgan, la familia de Lorie la ha apoyado en su decisión.

“La gente dice que soy una ‘esposa por correspondencia’, que mi esposo se compró una esposa joven. Pero para nosotros la edad es solo un número. Es una cuestión de mentalidad, si no te importa no te molesta, eso nos decimos”, explicó Lorie.

MDWfeatures

“Al principio mi familia dijo que no podían creer que fuese mi novio, pero ahora me dicen que si estoy segura sobre esto, siempre me apoyarán y estarán felices mientras yo también lo esté”.

Thomas visita a su esposa e hija durante 5 meses al año en Filipinas y el resto del tiempo se comunican a través de Skype. Aunque el matrimonio no siempre es fácil, Lorie sabe que se aman y que tienen que hacerlo funcionar.

“Nuestra hija reconoce a su papá cada vez que hablamos por Skype, queremos que esté bien. A veces siento que lo necesito a mi lado para criar juntos a nuestra hija pero estoy tratando de verle el lado positivo siempre”, concluyó.

 

Puede interesarte