Por Javiera Oliden
12 septiembre, 2017

Eso es lo que pasa cuando haces espinaca.

Si te importa la comida, probablemente has vivido alguna situación graciosa relacionada con ella. Y si es así, te identificarás con la siguiente lista de tuits. Si no, no te queda otra de reírte de las vivencias de otros. Lo que queda claro, es que no reír o llorar por lo que se ha convertido tu vida debido a tu obsesión con la comida no es una opción.

1. Cuando abres tu horno para ver la comida


2. Ellos lo saben y te vigilan

“Los detectores de humo son en realidad una manera de detectar si eres malo cocinando”.


3. El mejor consejo para cocinar la pasta

“1. Vertir la cantidad que crees necesitar.

2. Equivocado”.


4. Y otro truco que necesitas saber

“Mucha gente llora cuando corta la cebolla: el truco está en no formar un lazo emocional”.


5. Lo que ocurre cuando cocinas espinaca:


6. Y no falta el fánatico de la comida y de la historia

“¿En serio? ¿Una p*** ensalada?

-Julio César regresando de la muerte”.


7. Cuando se te olvida para qué fuiste al refrigerador


8. Cuando sientes que otros saben tus secretos

“CAMARERO: ¿Espacio para el postre?

[flashback a la habitación donde guardo todos mis postres]

YO: [risa nerviosa] jaja no tengo nada que se le parezca”.


9. Cuando rallas queso

“Uno no ralla simplemente el queso sin comerlo al mismo tiempo”.


10. Cuando eres un novato

“Con el riesgo de sonar poco informado, ¿qué es una estufa?”

 


11. A veces no todos aprecian tu cocina

“[esposa cuando yo esté en un coma]

cuando te despiertes te cocinaré una gran cena

*corazón deja de latir*

está bien ordenaremos una pizza

*bip bip bip bip*”


12. Y está el que sabe que su dieta deja que desear

“Lo más cerca que he estado este año de una dieta es borrar búsquedas sobre comida de mi historial de navegación”.

¿Te identifica alguna de estas bromas?